Las oficinas de Correos, una posible opción para 70.000 salmantinos que viven sin sucursal bancaria

Buzón para las cartas de los Reyes Magos en la oficina de Correos. DAVID LOZANO

La empresa postal negocia con varios bancos para ofrecer servicios financieros en sus oficinas. En Salamanca tiene una veintena repartidas por la provincia, donde 300 pueblos no tienen sucursal.

Las oficinas de Correos podrían ser la solución en Salamanca a la denominada exclusión bancaria, el problema que afecta ya a 70.000 salmantinos que no tienen sucursal ni oficina de banco o caja porque ya no hay en 300 pueblos. La idea, que las oficinas postales puedan dar algunos servicios bancarios, algo que ampliaría la presencia de lugares en los que actualizar una libreta o sacar dinero.

 

Correos está "hablando" con "varios" bancos para abrir la red de casi 2.400 oficinas postales que tiene repartida por todo el país a la prestación de determinados servicios financieros, especialemente en zonas donde los bancos están cerrando sus propias sucursales. Así lo indicó el presidente de la sociedad postal pública, Juan Manuel Serrano, quien indicó que "algunos bancos" se han puesto ya en contacto con la compañía. En el caso de Salamanca, la empresa postal tiene una veintena de oficinas, pero están repartidas por las principales localidades, que son las que sí tienen bancos.

 

La primera década de la reestructuración bancaria ha dejado sin una sucursal a la que acudir a buena parte de la población del mundo rural. El fenómeno se llama exclusión bancaria y se manifiesta con toda crudeza en Castilla y León y, especialmente, en provincias como Zamora, Soria, Ávila y, también, Salamanca. La situación se resume en que uno de cada cinco salmantinos no tiene sucursal en su municipio porque el 85% de los pueblos de la provincia ya no tiene banco o caja.

 

En Salamanca, según el último estudio del Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (Ivie), con datos del INE y de la guía de la banca, 307 municipios de los 362 que existen ya no tienen sucursal, el 84,8%; son más que hace un año, cuando la oficina bancaria había desaparecido de 299. En estos municipios sin sucursal viven 69.008 personas, el 20,7% de la poblaciónHace un año eran 58.690, el 16% de la población.

 

Esto convierte a Salamanca en una de las más afectadas por la exclusión bancaria. Es una de las cuatro provincias en las que la falta de sucursal afecta a más del 20% de la población: en Zamora es el 27,7%, la cifra más alta de España, seguida de Ávila, Salamanca y Segovia. En cuanto al porcentaje de municipios sin sucursal, Salamanca también está en los 'puestos de honor': con el 84,8% de sus municipios sin oficina, solo por detrás del 85,9% de Palencia.

 

En junio de 2018 operaban en España un total de 27.320 oficinas de entidades de depósito, lo que supone un 40% menos que en 2008, cuando eran 45.662 en total. En Europa han sido más de 9.000 en pocos añosEn el caso de Salamanca, en 2017 operaban 259 sucursales y ahora son 252, con los datos de junio. En la última década han cerrado el 38% de las que había: se ha pasado de las 407 de 2008 a las 252 actualesEs la cifra más baja desde 1980.