Las normas de un bar de Salamanca sobre la entrada de niños se hacen virales

No separarse de sus padres, sacar del local a los que hagan ruido o prohibir cualquier juguete en el bar salvo móviles o consolas han enfurecido a muchos, aunque también han recibido la aceptación de otros.

Un comunicado del bar Livingstone de Salamanca, local situado en la plaza de la Libertad, se ha hecho viral en Facebook durante los últimos días. 

 

Los responsables del establecimiento de hostelería salmantina han establecido la normativa que han impreso con cinco normas sobre la entrada de niños en el local. No es que prohiba la entrada en su local a personas con menores sino que impone una serie de reglas que todo el que acuda con niños debe seguir.  

 

Se trata de un establecimiento privado pero ya se sabe que cuando suceden cosas así hay opiniones de todos los gustos e igual que las normas parece que han enfurecido a muchos,  también han recibido el aplauso y la aceptación de otros.

 

Para que cada uno se forme su propia opinión aquí dejamos la "normativa sobre menores" del bar Livingstone que es la siguiente:

 

- Los menores permanecerán en todo momento con sus padres, sin separarse de ellos.

 

- Está prohibido entrar con cualquier tipo de juguete en el local, excepto móviles y consolas.

 

- Si el menor llorase, gritase o hiciera ruidos molestos para el resto, los padres deberán sacar al menor hasta que deje de hacerlo.

 

- Está prohibido cambiar a los niños en el local fuera del aseo.

 

- Está prohibido que los menores realicen juegos dentro del local y se desplazarán dentro del mismo andando y sin correr.

 

En cuanto a los comentarios negativos, la mayoría lamentan el desprecio con el que se habla de los niños, calificándolos como "ciudadanos de segunda" o "discriminatorio y vejatorio". Sin embargo, en el otro reverso de la moneda los hay que señalan que les parece "perfecto que los padres que son los que deben ocuparse de sus hijos les hagan respetar el ocio y el espacio del resto de sus clientes". 

 

UN PASADO QUE LLAMA A LA CONFUSIÓN

 

Lo cierto es que hay una circunstancia que puede haber llevado a la confusión a más de un padre al acudir a este bar con sus hijos y es que anteriormente en el mismo local había otro establecimiento denominado 'Little London'.

 

Aquella cafetería estaba montada precisamente con la idea de poder acudir con niños, que encontraban allí dos zonas de juego por edades, sala de lactancia y cambiador. 

 

¿Qué le parece que un bar de Salamanca imponga normas de comportamiento a los niños?