Las normas de la 'nueva normalidad': seis claves y una cuestión que es una incógnita
Cyl dots mini

Las normas de la 'nueva normalidad': seis claves y una cuestión que es una incógnita

El Gobierno quiere aprobar este martes un decreto con las normas de conducta que serán permanentes en la nueva normalidad, y que regulan varias áreas de nuestra actividad.

El Gobierno tiene previsto aprobar este martes un decreto que regulará las restricciones permanentes que regirián una vez finalice el estado de alarma y entrenamos en la denominada 'nueva normalidad'. Se trata de una serie de normas que incluyen la obligación de usar mascarillas y fórmulas para que el control epidemiológico sea obligatorio.

 

Así lo ha anunciado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ante el Pleno del Congreso sobre un decreto ley en el que se recogerán todas las medidas a aplicar cuando se levante el estado de alarma en los distintos territorios. Este decreto ley "para la nueva normalidad" incluirá, según ha detallado, todas las medidas de "prevención, contención y coordinación" que habrán de tomarse en aquellas comunidades que decidan ir prescindiendo del estado de alarma.

 

"Se trata de aunar en una sola norma las medidas sanitarias que tendremos que continuar observando hasta que haya vacuna o una tratamiento terapéutico eficaz para evitar el riesgo de rebrote", ha indicado Sánchez.

 

El decreto desarollará las nuevas normas, pero estas son las claves.

 

Mascarillas. La nueva norma contempla la obligación de usar mascarillas para todos los casos en mayores de 6 años en el transporte público, salvo en casos de enfermedad respiratoria, dependencia o discapacidad.

 

Concentraciones. Se evitará todo tipo de concentración de personas en centros de trabajo, culturales o de ocio, y en los hospitales. Por eso se recomendará el teletrabajo y se mantendrán limitaciones al acceso y participación en eventos o grandes recintos.

 

Transporte. El transporte público aumentará su oferta para evitar aglomeraciones, aunque no se sabe si recuperará al 100% la que tenía antes del estado de alarma. En algunos casos, se permitirá usar todos los asientos disponibles.

 

Material de protección. Se concederán licencias especiales para fabricar medicamentos y material sanitario y de protección, una de las claves de la estrategia anunciada meses atrás para evitar el desabastecimiento.

 

Pruebas. El sistema sanitario tiene que garantizar el test a todos los que presenten síntomas. Además, será obligatorio someterse a estas pruebas y a las medidas de aislamiento o cuarentena en caso de dar positivo.

 

Sanidad. La nueva normativa obligará a garantizar la capacidad de respuesta médica tanto en Atención Primaria como en hospitales.

 

Fuera de estas seis áreas queda la cuestión de la movilidad. Una vez finalice el estado de alarma, no hay normas que puedan impedir la movilidad a pesar de que se ha sido una de las claves de la expansión de la enfermedad.