Las multas al Corona Sol: 500 euros por abrir sin licencia y 71 euros por cada metro construido de más

(Foto: De la Peña)

La ristra de ilegalidades cometidas durante el proyecto y construcción del polémico hotel se salda con dos sanciones de cuantía modesta, una de ellas reducida al 50%.

La polémica del hotel Corona Sol y sobre el supuesto trato de favor que recibe por parte del Ayuntamiento de Salamanca ha llevado al PP del consistorio a agarrarse a un nuevo argumento para negar la excepcionalidad de lo que ocurre con esta polémica construcción. Se trata de las cuantiosas multas que se le han impuesto a la empresa y que vendrían a demostrar que a Fernández Mañueco no le han dolido prendas con los dueños del hotel. Algo difícil de probar en el caso de una construcción para la que se han promovido soluciones urbanística a medida o hasta una calle elevada. Todo con tal de que cumpla la ley, justo lo que la justicia le niega. Eso le ha costado multas, en concreto dos, y de una cuantía fácilmente asumible por una empresa del tamaño de Palco3, la promotora.

 

A día de hoy, el hotel Corona Sol tiene en contra sentencias que anulan todas las licencias necesarias, desde la de apertura a la primera ocupación o el cambio de uso; esta última, anulada de manera definitiva, imprescindible para estar abierto hoy como hotel cuando fue proyectado como edificio residencial. A pesar de ello, el PP se agarra al resultado de la maraña de recursos que ha puesto la propiedad para intentar dar la vuelta a las resoluciones judiciales. Pronto el propio alcalde de Salamanca tendrá que pronunciarse en Cortes sobre el asunto. Y mientras eso llega, ha puesto sobre la mesa las multas que ha impuesto a la promotora.

 

Así lo ha hecho Carlos García Carbayo en el Ayuntamiento de Salamanca, siguiendo el argumento que dio la portavoz del PP en la comisión de presidencia de Cortes el lunes por la tarde. La representante popular dijo que no había trato de favor municipal porque había habido sanciones, a lo que el procurador de IU-Equo, José Sarrión, respondió que la única multa había sido de 500 euros y que con ella la empresa "se sonaba los mocos". Pero ¿cuántas ha habido y de cuánto dinero? ¿Son realmente cuantiosas?

 

Preguntado por esta cuestión, García Carbayo ha dicho no recordar exactamente las multas impuestas, pero sí que había sido de "miles de euros". Eso le ha bastado para pedir a Sarrión más cuidado tras asegurar que sólo había habido una multa y de 500 euros. En realidad, TRIBUNA tiene constancia de dos sanciones. Por un lado, una multa por la apertura sin ninguna licencia y como hotel, de 500 euros. Y por otro, una multa por haber incurrido en exceso de edificabilidad en la construcción y sin retranquear la última planta. Esta multa fue de 126.000 euros que se quedaron en 63.000 según las fuentes consultadas, y una paralización parcial de la obra, menos de un mes.

 

500 y 63.000 euros. Dos multas para un edificio que ha visto anuladas todas sus licencias y que ¿se pueden considerar cuantiosas? La primera es evidente que no. En el caso de la segunda, hay que recordar que la promotora construyó más de 800 metros en exceso con respecto a la edificabilidad permitida: cada metro le ha costado 71 euros de multa. Poco para una sociedad, Palco3 (promotora del edificio aunque lo explote otra) con un activo de 84 millones de euros.