Las 'curvas', el 'semáforo' y los mapas baten récords: 42 millones de visitas a la web de la Junta sobre el Covid
Cyl dots mini

Las 'curvas', el 'semáforo' y los mapas baten récords: 42 millones de visitas a la web de la Junta sobre el Covid

El portal de datos donde desde hace un año se publican las cifras de incidencia, fallecidos, mapas de zonas básicas o las vacunas triunfa y se convierte en la web más vista del Gobierno regional. Así se hace y así funciona.

La consejera de Sanidad, Verónica Casado, delante de una tabla de datos de la pandemia. Foto: Ical

La curva, las zonas básicas de salud, las PCR, la incidencia, el 'semáforo'... En el año completo que llevamos de pandemia hemos tenido tiempo de familiarizarnos con estos términos hasta el punto de que se han convertido en materia de dominio público. La pantalla que acompaña a la consejera de Sanidad, Verónica Casado, con gráficas y cifras lleva semanas omnipresente. Todos los usamos con notable soltura y propiedad y los más avezados incluso son capaces de decir no sólo cómo están sino también qué significan, cómo evolucionan y hasta predecir comportamientos.

 

La clave de semejante fenómeno ha sido la difusión pública de información. Incluso con cierta polémica sobre el recuento de los fallecidos o de los positivos, con las dudas sobre lo que reflejaban y sobre si eran reales, los ciudadanos y los medios de comunicación hemos tenido a nuestro alcance la posibilidad de acceder directamente a los datos en lo que ha sido un ejercicio de transparencia en toda regla, instaurada como obligatoria en las administraciones desde hace años, y que ha cosechado un gran éxito. En el caso de Castilla y León, rotundo.

 

Desde el 29 de febrero de 2020 una pestaña se ha convertido de uno de los 'hits' de la comunicación del gobierno de Castilla y León. Les ponemos un link por si no conocen el lugar, pero vistas las cifras de visitas seguro que ya lo han consultado. 'Coronavirus. Última información' ha batido todos los récords: según las cifras facilitadas por comunicación, hasta el pasado 8 de marzo la consulta de las tablas, gráficos y mapas suma 42.091.775 páginas vistas, 22.438.491 sesiones y 3.974.682 usuarios que las han realizado. Se ha convertido en el portal más visitado de la Junta de Castilla y León.

 

Los inicios

"Pensamos: tenemos que ofrecer un servicio a la prensa y la ciudadanía". Lo dice Joaquín Meseguer (a la izquierda), director general de Transparencia de la Junta de Castilla y León, una de las 'patas' de la consejería competencia directa del vicepresidente Francisco Igea. Meseguer trabajaba ya en otras necesidades de transparencia, pero el Covid afloró para trastocar sus planes (como los de todos).

 

A partir de ahí, empezaron a pensar qué información podrían demandar a la consejería de Sanidad, principal implicada, o a la de Familia, responsable de las residencias, para empezar a ofrecerlos. Se utilizó como 'residente' una herramienta que ya existía y a partir de ahí, empezó a rodar: el 16 de marzo empezó con el dato de la incidencia, uno de los primeros que empezó a ser de uso común, y hasta ahora. "A medida que la situación se agrava, investigamos qué más información se puede sacar", recuerda, sobre la puesta en marcha. 

 

Cómo se hace

La información se recaba de la consejería, que envía ficheros que se cargan en la aplicación ya existente. Sobre el papel, sencillo, pero es un trabajo laborioso. Llegada de diversas fuentes, la información no es totalmente homogénea y una simple celdilla de un Excel con casillas vacías en vez de '0' obliga a revisar todo en busca de errores o para evitar que el sistema no lo procese. "Hay ficheros que se pueden exportar automáticamente, aunque en origen hay alguien 'picando' los datos, pero son un 15-20% del total. El resto es trabajo manual", comenta Meseguer. ¿Hay que mejorar? "Sin duda", responde tajante.

 

El equipo empieza a las 7 de la mañana a recibir tablas de datos de diversa procedencia y en torno a las dos de la tarde está todo listo para mostrar los datos de cada día actualizados. En ocasiones ha habido más dificultades, especialmente al principio. 

 

El equipo es reducido. Además de Meseguer, lo forman Jefe de servicio de Transparencia y Reutilización de la Información en Junta de Castilla y León, Antonio Ibáñez; personal de una empresa que ya prestaba apoyo en la gestión de datos y su visualización; el apoyo de quienes envían los datos desde origen... y ya. Los fines de semana se apañan entre director y jefe de servicio. Pueden parecer pocos, pero Meseguer tercia: "es una cadena muy amplia con unas pocas personas al final", porque se inicia con quienes elaboran los datos en origen. "La cadena empieza en cada hospital y cada residencia desde el 29 de febrero", recuerda sobre el trabajo diario.

 

En cualquier caso, una labor muy artesanal, un volúmen ingente de datos, un equipo exiguo y un trabajo diario. Una misión propia de titanes. Se hace mucho, y el vicepresidente es el principal acicate, pero el reto de la transparencia merece una apuesta mayor: "siempre se puede hacer más, pero sin más recursos sería imposible".

 

Sello de comunidad

Tras empezar con la incidencia, el portal ha ido evolucionando hasta lo que es hoy: un desplegable con catorce 'familias' de datos y posibilidad de descargar y trabajar con el ingente volúmen de información. Permite ver desde la incidencia a la ocupación de hospitales a una serie de indicadores para cada uno de los 2.248 municipios de la Comunidad.

 

En esto, como en otras cosas, Castilla y León tiene esa particularidad y complicación. En estos momentos, se ofrecen ocho indicadores de riesgo y el dato de casos para cada uno de esos más de 2.000 municipios, "la gente no puede imaginarse lo que cuesta dibujarla". Y luego está el 'semáforo', "un puntazo", una herramienta importantísima que, desde el 5 de noviembre, pone en relación indicadores epidemiológicos con medidas.

 

Verdaderos o falsos

Las cifras oficiales sobre el Covid han generado controversia. El conteo de fallecimientos, la entrada y salida de casos de los totales, el número de pruebas que se hacían... Han sido fuente de polémica y de dudas, especialmente los estatales, pero Meseguer zanja la cuestión. "Los datos son verídicos y están contrastados", confirma. "En los ajustes no hay ninguna manipulación de datos, su explotación es compleja, pero son datos reales", asegura. 

 

Otra cosa es la disponibilidad de los datos. Castilla y León ofrece diariamente desde el 5 de noviembre datos actualizados de los indicadores de riesgo del semáforo, pero antes ya actualizaba tablas o mapas a diario y sólo al principio se interrumpían algunas actualizaciones sábados y domingos, pero no las más importantes: casos y fallecimientos. A día de hoy, el Gobierno central, que se nutre de información de las comunidades, no actualiza ni nuevos positivos ni muertes durante los fines de semana. "No puede ser que no se den", se queja Meseguer, con cierta lógica: si el equipo que dirige lo hace (y es tan reducido), ¿por qué no un Ministerio?