Las ayudas municipales a mujeres embarazadas de Salamanca, todavía sin pagar

El PSOE denuncia que las ayudas municipales a mujeres con niños menores de tres años no se han pagado todavía aunque se resolvió en enero.

El PSOE ha pedido esta mañana que se acorten y se agilicen considerablemente los plazos para recibir ayudas y servicio sociales municipales, pero sus concejales Maribel Blanco y Pepita Mena han manifestado que esta mala gestión y las insufribles demoras se están produciendo en servicios tan importantes e imprescindibles como la Teleasistencia, y en las ayudas como la de bono-taxi, las destinadas alquiler o las ayudas de urgencia social van todavía más lejos porque “todavía no han sido abonadas las ayudas a mujeres embarazadas o con hijos menores de cuatro años correspondientes a la convocatoria del año pasado”.

 

Esta medida fue una de las 'estrellas' de la política social del equipo de Gobierno el año pasado cuando se celebró su primera convocatoria y se ha abierto una segunda para este 2017. En total, 348 mujeres tienen derecho a percibirla, es de un máximo de 600 euros y está reservada a las que tienen hijos menores de 3 años. Hubo 600 solicitudes.

 

A este retraso y dilación, añade el Grupo Municipal Socialista, se suma el exceso de burocracia que en su mayoría en incompresible para los usuarios a la hora de tramitar la petición. Y las constantes subidas de precio en algunos servicios sin que se tenga en cuenta el nivel de ingresos de los perceptores. El PSOE considera, ha concluido la concejala socialista, “que una buena gestión de este tipo de servicios sociales pasa porque a todas las personas, a todos los solicitantes se dé una respuesta a este tipo de necesidades sociales, como el caso de la Teleasistencia, en un plazo no superior a 48 o 72 horas”.

 

En esta misma  línea ha insistido la concejala Josefa Mena, quién ha añadido que “no es admisible ni de recibo que por ejemplo personas que salen del hospital y que no pueden ser atendidas por familiares o que carecen de ellos, o personas que viven solas, en su mayoría de avanzadas edad, y con escasos recursos o bajos ingresos, tengan que esperar más de tres meses para recibir la Teleasistencia”, pidiendo al equipo de gobierno un mayor celo y la puesta en marcha de medidas, mecanismos y personal para detectar casos de personas mayores que viven solas, evaluar sus necesidades y de esta forma poder evitar sucesos tan lamentables, y que se están produciendo cada vez más a menudo, como es el fallecimiento de muchas de ellas sin que se tenga constancia de ello de manera inmediata.