La violencia de género en España, en cifras: el número de víctimas supera las 30.000 y sube de manera generalizada
Cyl dots mini

La violencia de género en España, en cifras: el número de víctimas supera las 30.000 y sube de manera generalizada

El número de mujeres víctimas de violencia de género aumentó un 3,2% en el año 2021 y vuelve a subir tras el paréntesis de 2020. Se incrementa en todas las comunidades menos cinco.

En 2021 se registraron 30.141 mujeres víctimas de violencia de género correspondientes a los asuntos en los que se habían dictado medidas cautelares u órdenes de protección, lo que supuso un aumento del 3,2% respecto al año anterior. Casi la mitad de las víctimas de violencia de género (el 47,5%) tenían entre 30 y 44 años. La edad media de las víctimas fue de 36,9 años.

 

El mayor aumento del número de víctimas en el año 2021 se dio entre las mujeres de menos de 18 años (28,6%). Por su parte, el mayor descenso se registró en las mujeres de 75 y más años (–11,6%). Por comunidades, este año la cifra final ha subido en todas menos en cinco.

 

Las víctimas de violencia de género con protección o medidas cautelares subieron un 3,6 por ciento en Castilla y León durante 2021, hasta situarse en 1.551, frente a las 1.496 de un año antes. Este aumento contrasta con el descenso registrado en 2020, primer año de la pandemia, cuando la cifra cayó un 2,4 por ciento. El incremento es ligeramente superior al de la media nacional, que lo hizo en cuatro décimas menos, un 3,2 por ciento, hasta totalizar 30.141 víctimas, según los datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE) en función de los datos del Registro nacional sobre esta materia y recogidos por la Agencia Ical.

 

Por comunidades autónomas, las que tuvieron un mayor número de víctimas inscritas por violencia de género en el año 2020 fueron Andalucía (6.720 pero un 1,4 por ciento menos), Valencia (4.548 y un 1,7 por ciento más) y Madrid (3.349 y un 6,4 por ciento de descenso). Por su parte, las que registraron un menor número de víctimas, a excepción de las dos ciudades autonómicas de Ceuta y Melilla, fueron La Rioja (348 y un 21,7 por ciento más, el principal incremento porcentual) y Navarra (299 y un 3,5 por ciento más). En total, cinco comunidades presentaron descensos y el resto aumentaron en este indicador.

 

En términos relativos, las mayores tasas de víctimas de violencia de género inscritas se registraron en La Rioja (2,5 por cada 1.000 mujeres de 14 y más años), Murcia y Ceuta (2,3), seguidas por Comunidad Valenciana y Castilla-La Mancha (dos por ciento). Por el contrario, Castilla y León igualó la media nacional de 1,4, mientras que País Vasco encabezó la tasa más baja (0,6), seguida de Cataluña (0,8), Galicia y Navarra (1).

 

Por edades

De las 1.551 víctimas de violencia doméstica (con orden de protección o medidas cautelares), 925 tienen entre 25 y 44 años (un 6,2 por ciento más que en 2020). Mientras, en el resto de grupos etarios casi se repiten las cifras anteriores: 337 entre 45 y 64 (dos más); 221 entre 18 y 24 años (cinco más), 47 víctimas mayores de 65 años (diez por encima del año pasado); y 31 son menores de edad (siete menos). Además, casi dos de cada tres son españoles (980), otros 138 proceden de países europeos, 325 del continente americano y el resto, 91, del resto del mundo.

 

Además, 318 tenían una orden de protección contra su cónyuge y otros 168 contra su novio, 226 hacia su exnovio, 324 hacia su expareja de hecho y 428 contra su pareja de hecho actual en ese momento. Y 73 la tenían frente a su excónyuge y otras 14 contra su expareja o pareja en fase de ruptura.

 

Asimismo, las 1.551 víctimas contaron con 6.896 medidas cautelares dictadas sobre el denunciado, un 41 por ciento más que 2020, dado que sobre una misma persona pueden recaer varias de estas posibilidades. De ellas, 6.672 eran de carácter penal. Además, se decretaron 1.370 prohibiciones de aproximarse a determinadas personas; 1.346 para no comunicarse con ellas; 900 de libertad provisional y 746 en prisión, entre otras.

 

En cuanto a los denunciados, ascendieron a 1.557 en la Comunidad, un cuatro por ciento más que el año anterior, cuando fueron 1.496. De ellos, 921 tenían entre 25 y 44 años; 405 entre 45 y 64; 158 entre 18 y 24 años, 65 más de 65 años; y ocho son menores de edad.