La USAL trabaja en su nuevo modelo de "presencialidad segura" para que esté listo a finales de junio

El Campus Unamuno de la Universidad de Salamanca

Se centrará en cinco ejes y el primero de ellos será la salud, por lo que incluirá medidas como el distanciamiento o el uso de mascarillas

La Universidad de Salamanca trabaja en el modelo de "presencialidad segura con refuerzo tecnológico" que pretende que sea el vigente durante el próximo curso académico, con el propósito de tenerlo ya "establecido" para su implantación desde finales de junio.

 

El rector de la institución académica, Ricardo Rivero, ha señalado que esperar a finales de julio, como contempla el Ministerio de Universidades según sus palabras, "es muy tarde" y que, por ello, la entidad salmantina se ha centrado en contar con él en un mes para que la comunidad académica de la USAL sepa "a qué atenerse" y cuáles serán los pasos a seguir.

 

Tras pedir al Gobierno que no se demore en sus decisiones, porque demorar las "recomendaciones" a las últimas semanas de julio supondrá que las universidades no tengan tiempo para organizarse, Rivero ha asegurado que la USAL estará "muy activa durante todo el verano" para materializar su apuesta por la formación presencial y para que el curso sea "lo más normal posible" dentro de las medidas de seguridad necesarias.

 

Sobre el modelo de "presencialidad segura" para el próximo curso en el que ya trabaja, el equipo de gobierno ha acordado que se centre en "cinco ejes", el primero de ellos es el de protección de la salud.

 

Para ello, la USAL se centra en la implantación de medidas sanitarias de cara al inicio de curso, que contemplan, además del distanciamiento, el uso de mascarillas y otros elementos de seguridad, la realización de test a toda la plantilla y la elaboración de un protocolo propio de respuesta rápida en vigilancia epidemiológica, que saldrá la próxima semana.

 

También, la Universidad insistirá en la seguridad jurídica, con el propósito de que los estudiantes conozcan las diferentes condiciones de docencia y evaluación ante hipotéticas contingencias; y el resto de ejes serán los de reforzar la tecnología, los planes de formación para el profesorados desde el 10 de junio y el aumento y fortalecimiento de las plantillas.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: