La USAL aprueba el anteproyecto de presupuesto con un incremento del 4% hasta 236.240.904 euros
Cyl dots mini

La USAL aprueba el anteproyecto de presupuesto con un incremento del 4% hasta 236.240.904 euros

Paraninfo de la Universidad de Salamanca

La universidad colaborará con las instituciones y empresas del entorno para obtener financiación del programa europeo Next Generation.

El Consejo de Gobierno de la Universidad de Salamanca ha aprobado esta mañana el anteproyecto de presupuesto de la institución para 2021, que ha sido fijado en 236.240.904 euros, y que incorpora medidas para paliar la incidencia de la crisis de la COVID-19, aumentando en su conjunto casi un 4% respecto al de 2020.

 

El anteproyecto de presupuesto pretende mantener el nivel de inversión alcanzado en los últimos años en materia de personal, investigación e infraestructuras, garantizando los programas de promoción, el pago de méritos docentes, investigadores y de transferencia a la plantilla, la puesta en marcha de la carrera horizontal del personal de administración y servicios, y la cobertura de los compromisos derivados de posibles convenios colectivos actualmente en negociación.

 

Además, las cuentas incluyen programas especiales que pretenden combatir los efectos negativos de la crisis COVID19, con una asignación de dos millones de euros a iniciativas relacionadas con la empleabilidad, la investigación, las prácticas en empresas, la colaboración en el entorno y las organizaciones sociales, o el emprendimiento, así como una aportación de 250.000 euros al fondo de solidaridad a través del cual se ayuda a los estudiantes con problemas económicos sobrevenidos por la pandemia.

 

Así lo ha explicado el rector, Ricardo Rivero, quien ha dado cuenta de los acuerdos aprobados en consejo de Gobierno junto con los vicerrectores de Ciencias de la Salud, Calidad y Política Académica, Purificación Galindo, y Economía, Javier González. En su intervención, Rivero ha calificado las cuentas como “expansivas y que están orientadas a garantizar la salud y la seguridad de la comunidad universitaria, pero también la recuperación económica de su entorno, sin perder de vista los tres ejes que articulan las cuentas del Estudio: las personas, la investigación y las infraestructuras”. 

 

Next Generation

 

Como parte de la política económica del Estudio, el rector ha explicado que la universidad colaborará con las instituciones y empresas del entorno para obtener financiación del programa europeo Next Generation, el instrumento de inversión acordado por el Consejo Europeo para la reconstrucción de la economía tras la pandemia de COVID-19.

 

En consonancia con los objetivos previstos en el anuncio de Next Generation, los proyectos girarán en torno a trabajos sobre transición ecológica y digitalización, para los que se han dispuesto el 80% de los 750.000 millones de euros presupuestados.

 

Next Generation EU es un mecanismo financiero acordado el pasado mes de mayo para servir como acción de choque ante los efectos del COVID-19 en la economía de la Unión europea, y se plantea con un horizonte temporal a cuatro años vista, entre 2021 y 2024, si bien contempla que la ejecución de los proyectos pueda alargarse hasta 2026. A España podrían corresponderle 140.000 millones de euros, de los que el 50% serán gestionados por las comunidades autónomas.