La salmantina Candy Pérez lucha contra el Parkinson: "La vida no se acaba, hay que plantarle cara"

La salmantina Candy Pérez sufre parkinson desde hace 10 años. En el Día Mundial anima a todos los que lo padecen a ser miembros de la asociación, donde ayudan a mirar la vida de frente. 

Candy Pérez, afectada por Parkinson en Salamanca

Aunque su prevalencia haya aumentado debido, en parte, al incremento de la esperanza de vida, los científicos ponen el foco en la investigación. Este miércoles 11 de abril se conmemora el Día Mundial del Parkinson. Entre 1.000 y 2.000 salmantinos padecen esta enfermedad, provocada por un proceso neurodegenerativo y que afecta al sistema motor.

 

Candy Pérez tiene 66 años, un persistente movimiento de su cabeza acompaña las palabras de esta salmantina que hace nueve empezó a detectar los síntomas del Parkinson. Notaba mucha lentitud y rigidez en algunos gestos cotidianos como abrocharse una camisa o doblar una servilleta, "se encendieron todas las alarmas", las cosas cada vez se ponían más difíciles.

 

Ella no imaginaba que esos síntomas pronosticaban Parkinson, "hasta que un día fui a hacerme una foto a un estudio y la rigidez en mi rostro no me lo permitió", fue entonces cuando decidió ir al neurólogo quien, efectivamente "me diagnosticó la enfermedad", cuenta.

 

Sin embargo, pese a vivir día tras día, cara a cara con la enfermedad, Candy puede llevar una vida casi normal, dentro de unas limitaciones. Lo importante, dice, es plantarle cara, salir adelante y adaptarse a la situación.

 

Depende de la fase de la enfermedad en la que te encuentres, puedes, dentro de unas limitaciones, llevar una vida normal. "Aunque las cosas las haga de forma más lenta, las hago. Me cuesta más, pero no dejo de hacerlas. No puedes acobardarte, tienes que salir a la calle, anima entusiasmada, "el peor enemigo del Parkinson es quedarse sentado esperando". 

 

Aconseja a todos aquellos que lo padecen, "una persona que se queda en casa corre el riesgo de hundirse y ésta es una enfermedad a la que debemos plantar cara. Hay que saber adaptarse a la enfermedad, saber convivir con ella, y tener en cuenta que el tratamiento no consiste sólo en tomar pastillas, sino que hay que mantener una vida activa, hacer fisioterapia, hacer logopedia, hay que salir a la calle, estar con la gente".

 

Uno de los mitos que sostiene el Parkinson es que es una enfermedad de mayores, pero nada más lejos de la realidad. En el mundo, unos cinco millones de personas la padecen y en concreto en España, cerca de 150.000. Sin embargo, se estima que unas 30.000 personas podían estar sin diagnosticar. Normalmente, empieza a partir de los 65 años, pero hay un 15-20% de casos que empieza incluso antes de los 40 años, con los mismos síntomas.

 

Un aspecto muy importante en el que coindicen todos los expertos en la importancia de acercase a las asociaciones. "Una de las cosas que más me ayudó fue acudir a la asociación del parkinson en Salamanca, desde allí te ayudan con todo tipo de tratamientos, y además, ayudas a personas que están pasando por lo mismo que tú, hay que superar esos momentos de bajón cuando la enfermedad hace acto de presencia fuertemente", concluye Candy.  

Noticias relacionadas

Comentarios

NUESTRO DINERO, PARA INVESTIGACIÓN Y SERVICIOS SOCIALES. 11/04/2018 10:25 #1
Para investigación, pensiones, sanidad, educación o servicio sociales, no hay dinero. Pero para subirse ellos el sueldo, rescatar bancos y autopistas, hundidos por los amigotes, o al tio floren, que privatiza beneficios, mientras socializa sus pérdidas, para todas estas estafas, si hay de NUESTRO DINERO. EL DINERO PÚBLICO, PARA SERVICIOS SOCIALES E INVESTIGACIÓN!! MUCHO ÁNIMO CANDY!!!

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: