La radiografía de los enfermos Covid de la sexta ola en Castilla y León: el 42% no están vacunados
Tribuna mini Saltar publicidad
Asanz 600x800 file
Cyl dots mini

La radiografía de los enfermos Covid de la sexta ola en Castilla y León: el 42% no están vacunados

Sanidad señala que la mortalidad Covid se centra en pacientes con patologías previas y la hospitalización, con aquellos que no están vacunados.

Sanidad ha hecho una radiografía de la ocupación hospitalaria de la sexta ola y, en estos momentos, asegura que el 42% de los ingresados en planta no están vacunados y que hasta el 80% de los fallecidos en esta sexta ola no tenían la inmunización. Así lo ha explicado el consejero de Sanidad, Alejandro Vázquez, en su repaso a la situación epidemiológica en el que ha dado un perfil de los actuales ingresos en hospitales.

 

En relación a los fallecimientos, se sitúa en 118 el número de óbitos acaecidos en la Comunidad pro el COVID en la última semana, 21 de ellos en las últimas 24 horas. La edad media de pacientes fallecidos en planta es de 83 años mientras en UCI se reduce a los 63,5 años, pero en todo caso, el 50 por ciento de los decesos de pacientes en UCI son no vacunados.

 

Una mortalidad elevada cuya explicación el consejero situó en que los pacientes mayores “tienen enfermedades concomitantes de cierta importancia”, entre las que situó la diabetes o la hipertensión, principalmente. “Pensamos que el COVID produce una infección a estas personas que, a pesar de las tres vacunas, provoca una descompensación de las otras enfermedades crónicas en personas mayores y ancianos frágiles que suele conducir al fallecimiento”, concluyó.

 

Mientras, en UCI la estancia media es de 25 días, con una edad media de los pacientes de 63,5 años dentro de un rango que va desde los 26 hasta los 85 años. En este caso, las enfermedades concomitantes varían con respecto a planta, desde el 47 por ciento de pacientes que ocupan UCI y que además del COVID tiene hipertensión, a la obesidad del 23 por ciento o la diabetes, presente en el 20 por ciento de los pacientes. Además, del total de ingresados en UCI por COVID, el 42 por ciento son no vacunados.

 

El consejero de Sanidad ha situado la recuperación de una situación “próxima a la normalidad o a la llamada nueva normalidad” dentro de un plazo de “entre seis y ocho semanas”, siempre y cuando “todo se comporte sin nueva sorpresa” durante esta sexta ola.

 

Y es que, tal y como informó Vázquez hoy en la rueda de prensa posterior a la celebración del último Consejo de Gobierno, tanto los datos epidemiológicos como asistenciales en la Comunidad “empiezan a mostrar una tendencia positiva” que indica que Castilla y León ha alcanzado el pico de la sexta ola "en los últimos días de la semana pasada y los primeros días de esta".