Actualizado 15:54 CET Versión escritorio
Salamanca

La Plaza Mayor, blindada y sin terrazas para los grandes conciertos de Ferias y Fiestas

SEGURIDAD

Habrá controles desde horas antes de los conciertos, con prohibición de entrar con bolsos o mochilas, y límite variable de aforo. Se pondrán vallas en la calle Quintana.

Publicado el 30.08.2018

Tal y como ha adelantado TRIBUNA este jueves, los principales conciertos de la Plaza Mayor en estas Ferias y Fiestas contarán con una media extra de seguridad: la retirada de las terrazas. La medida abarca un día más que el año pasado, cuando fueron tres las jornadas de conciertos sin terrazas. En concreto, será los dos fines de semana que abarcan este año las fiestas patronales. En concreto, se quitarán sillas y mesas los días 7 y 8 de septiembre y 14 y 15 de septiembre. Son viernes y sábado y corresponden con las fechas de los conciertos más sonados: 7 de septiembre (Antonio José), día 8 de septiembre (Raphael), 14 de septiembre (Brian Cross) y el sábado, 15 de septiembre (Morat). No se incluye el concierto de La MODA del día 9 de septiembre, para el que se espera un gran aforo. 

 

La Policía Local de Salamanca desplegará los operativos de vigilancia y patrullaje en todos aquellos lugares donde se concentren gran número de personas, pudiendo establecer además controles individuales y de seguridad cuando las circunstancias así lo aconsejen. Estas medidas regirán especialmente en los controles de entrada a la Plaza Mayor, donde se retirarán las terrazas durante los conciertos de los días 7, 8, 14 y 15 de septiembre por motivos de seguridad.

 

Los controles en la Plaza Mayor serán efectivos desde horas antes del inicio de los conciertos, permaneciendo abiertos al tránsito de personas todos sus accesos peatonales, habilitándose las correspondientes salidas de emergencia y evacuación, debidamente señalizadas sobre los arcos. Los residentes en la Plaza Mayor han recibido la acreditación correspondiente y tendrán acceso en todo momento a sus viviendas, preferentemente a través de las calles Prior y Toro aunque el aforo de la Plaza se completase.

 

En la calle Quintana, durante la celebración de los conciertos en la Plaza Mayor, se va a instalar, por razones estrictas de seguridad, un vallado con el fin de evitar los riesgos añadidos a la excesiva aglomeración de personas que se registraba en años anteriores y facilitar así una posible evacuación de la Plaza Mayor.

 

En la Plaza Mayor no podrán introducirse envases de vidrio, latas, botellas y similares; sólo se permitirán botellas de agua en material de plástico, con una capacidad máxima de medio litro. Tampoco se permitirá el acceso con bolsos, mochilas o maletines que excedan de las dimensiones 60x30x15, ni objetos contundentes o susceptibles de ser utilizados de manera violenta o peligrosa. Por último, se prohíben los petardos, bengalas, tracas y material pirotécnico en general.

 

En la Plaza Mayor el aforo será variable por razones de seguridad aunque no se hubiera completado el número máximo establecido o por cualquier otro motivo que pusiera en peligro la integridad de las personas y los bienes. En el pasaje de Caja Duero se habilitará una zona de asistencia sanitaria

 

Con respecto a las personas con discapacidad o movilidad reducida, el Ayuntamiento habilitará un espacio acotado para quienes se desplacen en silla de ruedas, pudiendo ir en compañía de otra persona. El aforo máximo es de veinte personas en sillas de ruedas y el mismo número de acompañantes.

Noticias relacionadas

COMENTARComentarios

  • #1 martín

    31/08/2018 16:50

    ¿ Retirarán también las vibraciones por el exceso de ruidos?. Creo que La Plaza está hasta la Mariseca por tanto ruido y cualquier día se tira antes de que los decibelios vayan derribándola piedra a piedra