La Plataforma por la Educación Pública defiende a los estudiantes que irrumpieron el Honoris Causa de Juncker

Presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker (Foto: De la Peña)

Creen que el vestir la camiseta verde no debe ser algo punitivo, sino la expresión de un deseo de que la escuela pública sea de todos y para todos.

Ante los hechos ocurridos el pasado día 9 de noviembre en el acto de investidura como doctores honoris causa de Manuel Marín y Jean Claude Juncker en la Universidad de Salamanca (USAL), en el que cinco estudiantes, que vestían camisetas verdes de la escuela pública, fueron intimidados y abordados por fuerzas del orden, esta Plataforma en Defensa de la Educación Pública ha acordado poner de manifiesto que:

 

-El vestir la camiseta verde no debe ser algo punitivo, sino la expresión de un deseo de que la escuela pública sea de todos y para todos.

-Cualquier persona debe poder vestir la mencionada camiseta a título individual y colectivo en los momentos y circunstancias que lo deseen sin temor a ser molestadas o interrogadas por las fuerzas de orden público.

-Si éste ha sido uno de los motivos por el que los cinco estudiantes fueron objeto de pesquisas policiales, en virtud de la libertad de expresión, sea eliminado de cualquier denuncia.

 

Por todo ello, "animamos a toda la población a utilizar la camiseta verde de la escuela pública en cualquier circunstancia, como expresión del deseo, compartido por muchas personas, de que la educación pública sea de todos y para todos".

Noticias relacionadas