La mesa de porcino ibérico de Salamanca, 'rota' por completo

Ver album

Ganaderos e industriales volvieron a protagonizar una sesión, que lejos de informar al sector, le perjudica. Incluso el presidente optó por no hacer "ni caso" a la cotizaciín de cada uno de los vocales.

“Mientras coticéis en estas condiciones no voy a hacer caso a ningún vocal. Tened claro que los responsables de fijar el precio sois vosotros, no el presidente. Lo siento, pero no os hago caso mientras tengáis esta actitud”.

 

Así se dirigió el presidente de la mesa de porcino ibérico a los vocales de ambos sectores una vez dictaminada la cotización para el cebo y el cebo de campo, dando por sentado que el acuerdo entre ambas partes es inalcanzable, y que la mesa se 'ha roto' por completo. Sin más...


De este modo, los industriales no cambiaron su guion y aseguraron que las cosas “siguen estando mal y eso que ha bajado mucho la matanza. Semana de nada...”, indicó Manuel Sánchez.

 

Asimismo, Isidoro Blázquez aseguró que “el presidente tiene ya la decisión tomada de antemano y seguro que vas a repetir y siempre acata vuestra decisión. El que opera con Lonja le estamos haciendo un flaco favor. Julián, como nunca nos vamos a entender, por favor, entérate de las operaciones que hay en el mercado”.

 

“Esta mañana me han llamado para dos camiones por debajo de la Lonja”, aseguró otro vocal.

 

José Luis González, vocal de la mesa

 

Por su parte, los ganaderos indicaron que sería una falta “al sentido común mover los precios de la Lonja y no se debe hacer ningún cambio”, aseguró José Luis González, opinión mayoritaria de todos sus compañeros de mesa.

 

La actividad ha sido muy reducida y apenas ha habido movimientos, “por lo que lo más lógico es repetir los precio de la semana pasada”. Ramón Gómez, por su parte, aseguró que la semana “ha sido de poco movimiento y es de fotocopia clarísima”. Asimismo, respondió a un comentario de un industrial. “7.000 cochinos no se venden 0,10 euros al mínimo de Lonja... eso no es así. No me lo creo, porque esto es de risa”.

 

Por otro lado, el sector mostró su preocupación por los lechones y la normal, al lío del problema que hay con las certificadoras, que debe arreglarse por el bien del sector. El precio de este producto bajó 0,02 euros su precio.

 

A la hora de cotizar, los ganaderos demandaron entre 0,03 euros de subida para compensar la bajada de los industriales, que pidieron una bajada de -0,03 euros, mientras que Manuel Sánchez e Isidoro Blázquez pidieron no cotizar, para una decisión final de repetición de los precios. “La credibilidad de la mesa queda en entredicho”.

 

Por último, en los últimos trece años, y como dato vertido por el presidente, el precio del porcino ibérico se movió al alza en siete años, cinco a la baja y en solo uno se mantuvo estable en los meses de julio y agosto, expresó el presidente de la mesa.

 

PORCINO BLANCO

 

En lo que se refiere al blanco, los cerdos selecto, graso y normal repitieron, al igual que las cerdas, mientras que lechones y tostones siguieron por el mismo camino. Estabilidad total en este sector.

Noticias relacionadas