La llegada del 5G a los móviles obligará a resintonizar de nuevo los canales de televisión en 2020

Foto: EUROPA PRESS

El Gobierno anuncia ayudas económicas a comunidades para resintonizar antenas. La TDT tendrá que dejar las frecuencias que ahora ocupa al móvil de quinta generación.

Los hogares españoles tendrán que resintonizar los canales por los que ahora llega la televisión a la gran mayoría de televisores. Así está previsto para antes de marzo 2020, cuando la TDT tendrá que abandonar las frecuencias que ahora ocupa para 'dejar sitio' al 5G, la nueva generación de móviles que desplazarán la señal de televisión a otras frecuencias.

 

El Gobierno ha anunciado que el plan para la resintonización incluye ayudas para las comunidades y cadenas de televisión, aunque no ha concretado cuantía. Las subvenciones que se concedieron con la reantenización de la TDT de 2014 por el primer dividendo digital ascendieron a 280 millones de euros. La Federación Española de Instaladores de Telecomunicaciones (Fenitel) estimó entonces el coste medio de entre 400 y 600 euros por antena, 25 euros por hogar, y las ayudas no llegaron ni a cinco euros.

 

El denominado segundo dividendo digital consiste en la liberación de la banda de los 700 MHz para el despliegue del 5G. Esa banda la usa ahora la TDT. El pasado 29 de junio, el Ministerio de Economía y Empresa publicó la hoja de ruta del proceso de autorización de la banda de frecuencias de 700 MHz para la prestación de servicios de comunicaciones electrónicas de banda ancha inalámbrica con tecnología 5G, lo que implicará la migración de los servicios de TDT entre enero de 2019 y marzo de 2020.

 

En cualquier caso, el proceso de liberación de la banda de 700 MHz, según el calendario establecido por la normativa comunitaria tendría que finalizar el 30 de junio de 2020 con el fin de garantizar la prestación de los servicios con tecnología 5G y la extensión de su cobertura, en especial a las zonas rurales.

 

De esta forma, se procederá a la aprobación de un nuevo Plan Técnico Nacional de la Televisión Digital Terrestre (TDT) en el que se prevé mantener las capacidades actuales de dicho servicio, que se diseñará con el objetivo de mantener el número de múltiples nacionales y autonómicos y, por ello, de la actual oferta de canales de televisión y de las capacidades de desconexión territorial.

 

Entre los objetivos del Gobierno también está aprobar antes de final de año el régimen de compensaciones para la adaptación de las instalaciones de recepción de los edificios a las nuevas frecuencias y para compensar los cambios necesarios en el equipamiento de transmisión de los radiodifusores compatibles con el régimen comunitario aplicable.