La Junta acuerda someter a información pública un nuevo proyecto de transformación de la empresa Fernando Corral e Hijos S. L.

Es la industria de transformación se vio envuelta en varias polémicas cuando el Seprona descubrió ADN de perros en los piensos de una empresa de Aldeaseca de la Frontera.

La Junta de Castilla y León, a través de la consejería de Medio Ambiente, ha acordado someter al trámite de Información Pública el 'Proyecto básico para la implantación de un sistema integrado de valorización de harina de carne mediante gasificación y con aprovechamiento térmico, en una industria de transformación de subproductos cárnicos de categoría 3, en el término municipal de Doñinos de Salamanca'.

 

Así lo recoge el Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl), que destaca además que ya se aprobó el Reglamento de emisiones industriales y de desarrollo de la Ley 16/2002, de 1 de julio, de Prevención y Control Integrados de la Contaminación.

 

La empresa en cuestión es la industria de transformación salmantina Fernando Corral e Hijos S. L. que se vio envuelta en varias polémicas cuando el Seprona descubrió ADN de perros en los piensos de una empresa de Aldeaseca de la Frontera.

 

Esta misma empresa ya tuvo que parar su actividad por mezclar restos animales en mal estado para la fabricación de piensos, harinas o grasas y recibió otra denuncia similar en el año 2008.

 

Así, ahora hay un periodo de 30 días hábiles para presentar alegaciones a este proyecto que la empresa Fernando Corral e Hijos S. L. quiere llevar a cabo en una de sus fábricas en Doñinos de Salamanca ya que la otra planta en Aldeaseca de la Frontera.