La falta de aparcamiento dispara la cotización de los garajes del Victoria Adrados
Cyl dots mini

La falta de aparcamiento dispara la cotización de los garajes del Victoria Adrados

Cerca de la mitad de los aspirantes tuvieron que ofrecer el precio máximo en la subasta para adjudicarse una plaza o un trastero.

Los nuevos propietarios de las 225 plazas de garaje y de los 54 trasteros que se han subastado en el edificio Victoria Adrados han tenido que rascarse el bolsillo al máximo para asegurarse uno de los aparcamientos de este edificio. Y es que la falta de posibilidades para aparcar en la zona ha convertido esta opción en muy cotizada. De hecho, buena parte de los interesados han tenido que pujar con el precio máximo para hacerse con una plaza.

 

La subasta había suscitado un gran interés y cerca de 400 personas se habían inscrito para hacer ofertas, lo que al final ha obligado a hacer un esfuerzo. De hecho, muy pocos lotes se han adjudicado por el precio mínimo y cerca de la mitad de los aspirantes han tenido que pagar el precio máximo fijado para conseguir un garaje o trastero.

 

La subasta se produjo el pasado día 20 y supuso la salida de 204 lotes de garaje, otros 12 de garje+trastero y 9 de garaje para personas con movilidad reducida; en total, 225 plazas. Su precio de partida era de 19.000 euros (sin IVA) y el precio máximo de la puja, que está 'topada, es de 21.927,82 euros; los lotes de garaje+trastero partían de 25.000 euros (sin IVA) y hasta un máximo de 28.691,58 euros. Por su parte, 208 personas solicitaban trasteros, cuyo precio parte de 4.000-5.000 euros según los modelos y metros.

 

En el caso de los lotes de garaje más trastero, 28 de los 70 se adjudicaron por el precio máximo de 28.691,58; en el lado contraro, solo una decena pudo hacerse con uno por el precio mínimoEn la subasta de los garajes, 109 de los nuevos titulares tuvieron que pagar el precio máximo de 21.927,82 euros para hacerse con uso, para un total de dos centenares de garajes. Dos de los ocho nuevos propietarios de plazas reservadas para personas con movilidad reducida también tuvieron que pagar el precio máximo de 21.927 euros. Y la mayoría de los trasteros, grandes y pequeños, se adjudicaron también por el precio tope.

Noticias relacionadas