La conversación de la 'Lezo': Alfonso, "el concejal ciego" y un Ignacio González volcado en las guarderías de Salamanca

Ignacio González comparece en la comisión de investigación sobre la corrupción

Nuevos detalles de las conversaciones grabadas a Ignacio González desvelan que el expresidente de Madrid tenía preparado su desembarco en las guarderías de Salamanca y que está confiado porque le han dicho que le van a dar la gestión de las escuelas infantiles.

La detención el día 19 de abril de Ignacio González, y su posterior prisión incondicional, dio al traste con el desembarco del expresidente de Madrid en el negocio de las guarderías en Salamanca, un plan que tenía minuciosamente detallado y listo cuatro meses antes de que la UCO le detuviera. Porque era el propio González quien, según las últimas conversaciones conocidas, estaba detrás de la operación para montar un negocio dedidcado a las escuelas infantiles, aunque figurara su mujer. Negocio que iba a empezar con la presunta concesión del contrato de gestión de las guarderías municipales del Ayuntamiento de Salamanca.

 

En la conversación, desvelada por el diario 'El Español', Ignacio González le comenta a su hermanos Pablo González que la socia será Carmen Pazos, que gestiona numerosas concesiones públicas de guarderías en Salamanca "y le han prometido que le van a dar otras cuatro guarderías nuevas en Salamanca, de concesión municipal", señala el expresidente. El negocio está en ciernes desde septiembre de 2016, cuando el primero deja de ser presidente de la Comunidad de Madrid. Y pocas semanas después está completamente 'armado', con sociedad firmada y la seguridad de que les iban a conceder la gestión de las guarderías de Salamanca.

 

"Lo de Salamanca, fenomenal... ya hemos firmado, ya hemos constituido la empresa y entran los restos (los socios inversores de Lourdes Cavero) con ampliación de capital". Así desvela el diario 'El País' en una información cómo explicaba el negocio el propio González a un nuevo actor de la trama, el empresario y expresidente de la patronal de Madrid, Arturo Fernández, al que informó de la situación de su nueva apuesta empresarial en una conversacion grabada. González está volcado con las guarderías en Salamanca y el 'negocio' está tan claro  que durante el mes de diciembre se firma la sociedad, con la mujer de González y la empresa Mis Pollitos como socios, y el despacho de Ignacio González como sede. Después entran los socios capitalistas.

 

La gestión estaba en ciernes y Cavero habla sobre ello con Pablo González, hermano del expresidente de Madrid, que le había marcado a su mujer la obligación de hablar con Pablo, por entonces, consejero de MercaSalamanca. Pablo González relata que conoce a un concejal de Salamanca, Enrique Sánchez (ndr, Sánchez-Guijo), que les puede "introducir". El concejal de empresa y deportes ya salió en la primera información sobre las conversaciones; según el concejal Sánchez-Guijo, González nunca llegó a hablar del tema con él. 'El País' publica la conversación completa en la que González implica al concejal y al alcalde de Salamanca.

 

Ignacio González: "[Carmen Pazos] ella aporta guarderías en funcionamiento y el cáterin, libre de todas las historias. Se hace una nueva sociedad, y ella dice que le han prometido que le van a dar cuatro guarderías nuevas en Salamanca, por concesión municipal".

Pablo González: "Yo me entero de eso en Salamanca"

Ignacio González: "Sí, ella con el alcalde... Me dice ella: ¿Tú conoces al alcalde? Le digo sí (risas), yo conozco bastante a, a Alfonso (...) con este no se debe de llevar [Pazos] muy bien; pese a eso tiene el monopolio de todas las guarderías de Salamanca"

Pablo González: "Dame el nombre de ella, porque yo se lo pregunto a Enrique Sánchez, que es el concejal, este... ciego... de Deportes o de no sé qué, y no sé si de él dependerá esto también, quizás de Cultura...".

Ignacio González: "Pero vamos, ella me ha dicho que estuvo el otro día con... este le ha dicho que le va a dar las cuatro guarderías, o sea... Pero ella [su esposa Lourdes] ha levantao ya el dinero, 500.000 euros, que no está mal. Para montar una guardería aquí...  Ella [Carmen Pazos] se queda el 40 %  y 500.000 Lourdes".

 

 

Pablo González, destituido como consejero de MercaSalamanca después de conocerse esta conversación, asesoró a su hermano y su cuñada en un negocio que iba a suponer un desembolso de 500.000 euros de dinero 'b', con socios 'tapadera' que están un año para que no figure Ignacio González y que, además, no contaba con el beneplácito de sus padres, que no veían con buenos ojos que su mujer figurara. 

Noticias relacionadas