La Comisión Territorial de Patrimonio obliga a retirar los tres cipreses de la muralla

Imagen de la muralla sin los cipreses

Se consideraba que la masa vegetal estaba dañando el bien patrimonial.

El Ayuntamiento de Salamanca ha procedido en la mañana de hoy a retirar los tres árboles cipreses (Cupressus leylandii) que se encontraban junto a la muralla, en la parte baja de la calle San Pablo. Esta actuación ha sido indicada por la Comisión Territorial de Patrimonio Cultural de la Junta de Castilla y León al considerar que la masa vegetal estaba dañando a la muralla-cerca nueva situada en Rector Esperabé.

 

Esta actuación está enmarcada dentro de las obras de rehabilitación que el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas ha impulsado en la muralla, en la zona ubicada en la confluencia de la calle de San Pablo con el Paseo Rector Esperabé, y en las que el Ayuntamiento ha colaborado también en cuanto al acondicionamiento de los entornos.

 

Una vez que se han retirado los cipreses, se ha adecentado además el pavimento donde estaban plantados.