'La Casa' del arte contemporáneo

Pieza de la exposición 'La casa' en el DA2 (Foto:F.Rivas)

El DA2 de convierte en lugar de residencia para cerca de un centenar de piezas expuestas de la Fundación Coca Cola y de la colección propia del museo salmantino.

El centro de arte contemporáneo de Salamanca DA2 ha renovado  su oferta expositiva con una nueva muestra, titulada ‘La Casa’ y que incluye hasta el 20 de septiembre una selección de fondos de la Colección DA2 y de la Colección de la Fundación Coca-Cola.

 

En total de exponen 82 obras de arte de 73 artistas sobre todo tipo de soporte, pintura, fotografía,  vídeo,  escultura  e  instalaciones, que se han ubicado en distintas salas según sus temáticas y evocaciones a las distintas partes de una casa. 

 

Por ejemplo, el vestidor da entrada al espectador, que luego puede visitar distintas habitaciones, una sala con obras que aluden al arte culinario o electrodomésticos, un salón como punto de esparcimiento con piezas más lúdicas o una zona con imágenes de retretes o lavabos.

 

Así lo ha explicado su comisario, Carlos Trigueros, durante la presentación en el DA2, donde ha estado acompañado por el gerente de la Fundación Salamanca Ciudad de Cultura y Saberes, José Luiz Barba, y la representante de la Fundación Coca Cola, Lorena Martínez del Corral.

 

En total, 28 de  las  obras  que  se  exponen pertenecen a la colección DA2 y 54 a la Colección Coca-Cola. Algunos de los artistas cuyas obras forman parte de esta muestra son David Escanilla, Michael Danner, Sol Martínez, Jesús Portal, Patricia Dauder, Marina Núñez, José Noguero, Santiago Mayo, Juan Ugalde, Guillermo Peneque, Elena Blasco o Félix Curto, entre otros.

 

Muchas de las obras que habitualmente residen en sus almacenes, como parte de la colección de arte de la Fundación Coca-Cola y la del Ayuntamiento de Salamanca, para esta ocasión  se  han  dispuesto  en  los  habitáculos  donde  habitualmente  reposan  unas  pocas piezas selectas, las salas blancas, ocupando la lógica disposición de una casa según el sentido común.

 

Al  acceder como visitante a la casa propiamente denominada Domus Artium 2002 lo primero que se contempla es la fachada, el exterior. A continuación un vestíbulo y un pasillo con diferentes piezas que dan paso a la cocina, que está ubicada en la Sala 3.

 

El visitante se percata entonces de que ha entrado por “la puerta del servicio doméstico” y colindante a ésta se encuentra el cuarto de baño. Y, una vez se sale de estos espacios se puede acceder al recibidor y de ahí a la piscina, en la Sala 5.

 

En la sala principal del DA2 se encuentra el salón y de él salen varias estancias como el estudio, la habitación de juegos para niños o mayores y el vestidor. Subiendo las escaleras de esta sala se puede pasar a la biblioteca y dos dormitorios.

 

“Ambas alcobas dejan claro, para quien no se hubiese dado cuenta antes,  de que ésta no es una casa normal, de que ciertas cosas se parecen a las de nuestros hogares pero que, a su vez, nunca entrarían en ellos. Se trata de una casa poco funcional, una casa para el arte”, han adelantado los organizadores.