La ameba 'comecerebros' mata a una mujer que se infectó lavándose la nariz con agua del grifo

Una mujer de Seattle ha fallecido tras infectarse con la 'ameba comecerebros' al lavarse la nariz con agua del grifo. 

La víctima de 69 años, ingresó en el hospital el pasado mes de enero por convulsiones. Tras la realización de las pruebas pertinentes, los médicos creyeron que la mujer tenía un tumor cerebral y fue sometida a una cirugía cerebral en la que descubrieron que muchas amebas le estaban devorando sus células cerebrales, y no pudieron hacer nada por salvarle la vida.

 

“Una parte de su cerebro del tamaño de una pelota de golf estaba llena de sangre. Estaba infestado de amebas que no hacían más que comer células cerebrales", tal y como ha explicado el neurocirujano Charles Cobbs a The Seatlle Times.

 

Los médicos creen que la mujer probablemente se infectó cuando usó agua del grifo en un recipiente especial para ello, un vaso similar a una tetera utilizado para limpiar los conductos nasales.

 

Los funcionarios de salud sugieren usar sólo agua destilada, estéril o previamente hervidapara enjuagar los senos paranasales. El agua del grifo puede contener organismos diminutos que son seguros de beber pero que podrían sobrevivir en los conductos nasales.