José Ramón González, hematólogo en el hospital: "Las vacunas, incluyendo AstraZeneca, no aumentan el riesgo de trombosis"
Cyl dots mini

José Ramón González, hematólogo en el hospital: "Las vacunas, incluyendo AstraZeneca, no aumentan el riesgo de trombosis"

José Ramón González Porras, hematólogo en el Complejo Asistencial de Salamanca, asegura que los trombos descritos por AastraZeneca forman parte de un síndrome mediado por anticuerpos. "Se trata de un efecto adverso muy raro, entorno a 4 casos por cada millón de vacunas".

José Ramón González, hematólogo en el Complejo Asistencial

La aparición de coágulos de sangre en el cerebro y otros órganos tras recibir las vacunas de AstraZeneca y de Janssen parece afectar mucho más a mujeres de menos de 60 años. Hoy por hoy los expertos no saben exactamente por qué sucede esto, aunque hay varios factores que podrían explicar parte del fenómeno.

 

Despeja dudas el hematólogo en el Complejo Asistencial de Salamanca, José Ramón González Porras, en sus palabras, "las vacunas, incluyendo AstraZeneca, no aumentan el riesgo de trombosis. Los trombos descritos por AZ forman parte de un síndrome mediado por anticuerpos. Se trata de un efecto adverso muy raro, entorno a 4 casos por cada millón de vacunas".

 

Añade que todos los fármacos tienen efectos adversos y efectivamente se evalúa siempre el balance beneficio/riesgo. "Lógicamente, el beneficio debe superar 'en mucho' a los posibles riesgos. En cuanto a la vacuna de AstraZeneca, la información ofrecida por las agencias reguladoras nos indica que por cada millón de personas vacunadas se evitan unos 800 fallecimientos", ahonda. 

 

La vacuna de AstraZeneca, y es posible que la de Janssen, se ha relacionado con un tipo concreto y atípico de trombos que afectan a los senos venosos cerebrales, en menor frecuencia otros territorios. "El mecanismo que se ha descrito sería una reacción inmune. Los anticuerpos que se generan tras la vacuna con la intención de defendernos del SARS-CoV-2 podrían tener una 'reacción cruzada' y atacar a las plaquetas".

 

"Las plaquetas se activan y por eso descienden en número. "Las plaquetas activadas son un potente estímulo protrombótico. Este fenómeno de anticuerpos frente a un fármaco y 'reacción cruzada' con resultado de plaquetas bajas y trombos ya lo conocíamos".

 

-¿Han tenido algún caso de trombo por la vacuna de AstraZeneca en el hospital?

-"Afortunadamente no hemos tenido ningún caso de trombosis relacionado con la vacuna de AstraZeneca. Debemos destacar que las vacunas, incluyendo AZ, no aumentan el riesgo de trombosis. Los trombos descritos por AZ forman parte de un síndrome mediado por anticuerpos. Se trata de un efecto adverso muy raro, entorno a 4 casos por cada millón de vacunas".

 

-¿Qué es una trombosis y cuáles son sus causas?

"Para que la sangre realice sus funciones debe circular en el interior de los vasos sanguíneos de manera líquida. Un trombo o coagulo es una masa semisólida que se forma en el interior del vaso sanguíneo. El coagulo interrumpe el flujo normal del vaso (vena o arteria) y el órgano sufre. Cualquier vaso sanguíneo puede verse afectado por un trombo pero la localización más frecuente son las venas de las extremidades inferiores. En ocasiones el trombo puede desprenderse y embolizar en otro vaso a distancia. Es lo que ocurre cuando un fragmento se desprende de las venas de las piernas y viaja al pulmón provocando una embolia de pulmón.

 

La enfermedad tromboembólica venosa se considera un proceso multifactorial. Existe una base genética (predisposición o susceptibilidad) junto con unos factores ambientales que desencadenan el proceso de formación del trombo. En ocasiones, identificamos los factores desencadenantes del trombo (obesidad, sedentarismo, tabaco, cirugía, ciertos fármacos, cáncer, etc.). El mecanismo de formación de trombos que se ha relacionado con la vacuna AZ nada tiene que ver con este mecanismo clásico antes descrito".

 

¿Puede la activación del sistema inmunitario originar trombosis?

-"Sí, se trata de un mecanismo descrito hace poco más de una década. Se conoce con el término de inmunotrombosis y es un mecanismo fisiológico. La respuesta inmune innata, que se activa para defendernos de un microorganismo patógeno, promueve la formación de un trombo en un vaso. En principio, la formación del trombo es beneficioso porque favorece el confinamiento y la destrucción de los microorganismos. Sin embargo, cuando el organismo pierde el control de la inmunotrombosis y esta se activa en exceso se pueden producir efectos deletéreos, tal y como ocurre en la COVID-19. La COVID-19 es una enfermedad muy protrombótica".

 

¿Es el beneficio/riesgo la balanza normal en la medicina actual?

-"Todos los fármacos tienen efectos adversos y efectivamente se evalúa siempre el balance beneficio/riesgo. Lógicamente, el beneficio debe superar 'en mucho' a los posibles riesgos. En cuanto a la vacuna de AstraZeneca, la información ofrecida por las agencias reguladoras nos indica que por cada millón de personas vacunadas se evitan unos 800 fallecimientos. Es decir, su beneficio supera ampliamente a los posibles riesgos".

 

-¿Cuál es la explicación detrás de la aparición de estos trombos?

-"La vacuna de AZ, y es posible que la de Janssen, se ha relacionado con un tipo concreto y atípico de trombos que afectan a los senos venosos cerebrales, en menor frecuencia otros territorios. El mecanismo que se ha descrito sería una reacción inmune. Los anticuerpos que se generan tras la vacuna con la intención de defendernos del SARS-CoV-2 podrían tener una “reacción cruzada” y atacar a las plaquetas. Las plaquetas se activan y por eso descienden en número. Las plaquetas activadas son un potente estímulo protrombótico. Este fenómeno de anticuerpos frente a un fármaco y “reacción cruzada” con resultado de plaquetas bajas y trombos ya lo conocíamos.  La heparina, un anticoagulante muy utilizado, también puede provocar trombosis por anticuerpos en una proporción de 1 caso por cada 5000".

 

-¿Qué causa este líquido inmunizante en algunas pocas personas que les hace desarrollar coágulos de sangre?

-"Las vacunas de AZ y Janssen utilizan un vector viral y se esta investigando que elemento de esa vacuna sería el responsable de este fenómeno. Este efecto adverso no se ha descrito con las vacunas antiCOVID-19 que utilizan ARN mensajero. No se ha identificado ningún factor de riesgo que suponga una predisposición para padecer la trombosis por AZ. Se ha producido tanto en mujeres como en hombres y hasta los 75 años. Si es verdad que hay un cúmulo de casos en mujeres jóvenes (por debajo de los 50 años), pero son números tan pequeños que nos impiden concluir con solidez si existe una relación causal. Como el mecanismo implicado nada tiene que ver con el mecanismo clásico de trombosis que indicábamos con anterioridad, el tener antecedentes de trombosis, ser portador de un defecto trombofílico o tomar medicamentos protromboticos (como los anticonceptivos) no supone riesgo para desarrollar este evento adverso".

 

-¿Cómo se detectan los síntomas?

-"Los síntomas de alerta son dolor de cabeza intensa y persistente que no cede a analgésicos, visión borrosa, dolor abdominal intenso, dolor de pecho, dificultad para respirar, hinchazón de piernas o aparición de hematomas en un lugar diferente a la zona de administración de la vacuna. Como el mecanismo implicado en la aparición de estas trombosis es la formación de anticuerpos y éstos tardan al menos 4 días en constituirse, los síntomas de alerta se iniciarían a partir de este cuarto día tras la administración de la vacuna. Están descritos, en los pocos casos comunicados en el mundo, que los anticuerpos relacionados con la trombosis se formaron entre 4-20 días tras la vacuna". 

 

-Se dice que les ocurre a pacientes con plaquetas bajas, ¿esto es cierto?

-"Efectivamente, el mecanismo implicado en este proceso son anticuerpos que se unen a las plaquetas activándolas y por tanto se produce su descenso. Esta asociación de localización atípica de los trombos y el descenso de las plaquetas es lo que llamo la atención".

 

-¿Qué cree que se debería hacer con la segunda dosis de aquellas personas en la que se desaconseja la vacuna AstraZeneca?

-"No tenemos evidencia para dar con la mejor respuesta. Creo que si cada país hace una cosa diferente se genera desconfianza por parte de la población. Por tanto, sería recomendable un discurso único. En mi opinión si una persona ha recibido la primera dosis de AZ y no ha tenido esta complicación podría recibir la segunda dosis".

Comentarios

camorras 24/04/2021 11:49 #3
Es cierto, pero al que le toca no le ponen ninguna medalla.
Amparo 23/04/2021 00:57 #2
Pues parece dejar claro que las personas con plaquetas bajas, no deben vacunarse con Astrazeneca o Jansen.
Manoli 22/04/2021 09:34 #1
Pueden vacunarse con AstraZeneca o janssem a personas con plaquetas bajas?

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: