Igea rechaza las exigencias del Gobierno: "Ninguna provincia de Castilla y León pasaría a fase 1 nunca"

Francisco Igea, vicepresidente de la Junta de Castilla y León.

El vicepresidente del Gobierno pide corregir los requisitos marcados por el Estado para el avance de fases, ya que no incluyen criterios epidemiológicos y piden un incremeto de camas que no responde a la realidad.

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Francisco Igea, ha criticado la falta de requisitos epidemiológicos para pasar de una fase a otra en el documento de condiciones que ha elaborado el Gobierno central. Y así es, ya que el único requisito numérico del documento es sobre la capacidad de respuesta hospitalaria, como la capacidad de aumentar camas de UCIs.

 

Igea ha recordado la situación del 8-15 de marzo con los hospitales al borde del colapso con el aumento de los casos de transmisión, momento en el que la Junta pidió el estado de alarma, cuando había comunidades que no restringían la movilidad, en clara alusión a la comunidad de Madrid. Igea ha asegurado que el estado de alarma facultaba al Estado a tomar las medidas necesarias para salvaguardar la salud de los ciudadanos, pero con los criterios marcados por el Estado, no es posible. "Hemos esperado las últimas horas para saber si el Gobierno va a determinar los umbrales epidemiológicos que, a estas horas, no disponemos de ellas", ha dicho.

 

"La estrategia no puede ser estar en condiciones de parar la avalancha, la estrategia tiene que ser 'está usted en condiciones de evitar la avalancha'", ha lamentado porque una cosa es estar en condiciones resolver la avalancha y otra, estar en condiciones de evitarla. En cuanto a las camas UCI, hoy es el primer día que Castilla y León está en camas de intensivos por debajo de la dotación habitual.

 

Sin embargo, el requisito de camas hospitalarias "no se corresponde con la realidad", ya que se solicitan 2.000 camas más de lo normal "cuando en ningún momento ha habido falta de camas hospitalarias, nunca en lo peor de la crisis". "Con este documento en Castila y León ninguna provincia pasaría a fase 1 nunca, nunca", cuando no hemos estado nunca por encima del 80% de ocupación de camas hospitalarias, y por eso va a pedir que se corrija.

 

Igea ha insistido en el criterio de la Junta en cuanto a la ordenación territorial, que es aplicar la zona básica de salud como unidad para la desescalada. El vicepresidente ha celebrado que los mapas de zonas 'libres' de nuevos casos ha generado una ola de cooperación y un compromiso vecinal en cada zona para 

 

Además, ha apuntado que nadie sabe como los ayuntamientos rurales "quien entra, quien sale, quien va a trabajar", lo que ayuda a controlar la movilidad. Igea cree que "es una cuestión de justicia" y que la España rural no tiene "por qué pagar una situación de la que no es responsables". "Aquellas zonas libres que no han tenido caso no tiene ningún sentido que se mantengan en una fase porque el global de la provincia no cumple", ha dicho. En el caso de las áreas urbanas, ha fijado como unidad el municipio.

 

La Junta ha seleccionado 26 zonas básicas de salud y 53.500 habitantes de todas las provincias, salvo Segovia, que no han tenido casos nuevos en los últimos 7 días y que estarían listas para pasar a la fase 1 el día 11 de mayo. Trece de ellas llevan dos semanas ya sin caso.

Noticias relacionadas