Ganemos pide que la Diputación garantice la cobertura de servicios básicos antes de realizar otras inversiones

Gabriel de la Mora (Foto: Chema Díez)

El grupo pide priorizar las ayudas económicas, porque en la provincia sigue habiendo municipios sin servicio de agua y alcantarillado, y personas que tienen que “pisar barro al salir de su casa porque la calle no está pavimentada”

Ganemos Salamanca propone siete enmiendas a los Planes Provinciales, una de las políticas más importantes de la Diputación de Salamanca, pues determinará los criterios a seguir a la hora de repartir el dinero público provincial entre los municipios salmantinos a lo largo del año. Estos planes, sin embargo, “no se adaptan a las necesidades de la provincia”, tal y como aseveró esta mañana el diputado de la formación ciudadana Gabriel de la Mora.

 

“La Diputación no debería entregar subvenciones basándose únicamente en un criterio poblacional, sino que debería atender la carencia de infraestructuras y servicios para las y los ciudadanos de la provincia”, puesto que “su función legal es cooperar y asistir a los municipios para asegurar la total prestación de todos los servicios a todas y todos los vecinos”, explicó De La Mora. Por ello, Ganemos pedirá al Pleno de la Diputación (que se celebrará el próximo viernes, 26), priorizar las subvenciones encaminadas a satisfacer los servicios públicos mínimos y no subvencionar otro tipo de actuaciones cuando estos no se encuentren todavía cubiertos”, una reivindicación que el grupo viene haciendo desde su entrada en el órgano provincial.

 

En este sentido, Ganemos no puede permitir “que se subvencionen, por ejemplo, pistas polideportivas, frontones, pistas de pádel o piscinas, mientras haya personas en nuestra provincia que no tengan servicio de agua, alcantarillado, o que tengan que pisar barro al salir de su casa porque la calle no esté pavimentada”.

 

Junto con esta exigencia, Ganemos pide que el principal criterio de reparto sea “la carencia de infraestructuras de servicios mínimos obligados”, además de un segundo criterio “poblacional y de dispersión” que favorezca a los municipios con menor número de habitantes. La capacidad económica del municipio, en relación con el esfuerzo fiscal exigido a sus vecinas y vecinas, es el tercer criterio planteado para adjudicar las partidas de los Planes Provinciales.

 

En cuanto a la inversión mínima contemplada en estos Planes, Ganemos pide un mínimo de 30.000 euros. Al mismo tiempo, propone integrar las distintas líneas de subvención dirigidas a municipios en los Planes Provinciales de Cooperación, suprimiendo el millón de euros que se otorga a dedo por parte del gobierno del PP, además de eliminar la distinción entre localidades de más de mil habitantes y aquellos que no superan esta cifra.

 

De igual modo, en las enmiendas se incluye convertir en beneficiarias a las Entidades Locales Menores (ELM) ya que, en ocasiones, las ELM “no disponen de los servicios mínimos básicos”, aunque sí cuenten con ellos los Ayuntamientos de los que estas entidades dependen.

 

Además, Ganemos propondrá al Pleno de la Diputación que los Planes Provinciales se empleen para “subvencionar los costes de elaboración de los proyectos de ejecución y adaptación de la aportación municipal”, puesto que “no hay razón para castigar a los ayuntamientos que deseen ejecutar las obras por sus medios”, algo que Ganemos considera “discriminatorio”.

 

Simplificar los trámites burocráticos a los que los ayuntamientos de la provincia deben enfrentarse a la hora de solicitar su inclusión en estos Planes es otra de las reivindicaciones de Ganemos Salamanca.

 

Mociones: préstamos por la sequía y protección animal

 

Por otra parte, Ganemos Salamanca presentará dos mociones al Pleno de esta semana, una elaborada por el grupo en favor de las familias del campo de Salamanca y otra promovida desde la Asociación Animalista Libera de Castilla y León. Así, Ganemos propondrá una moción para instar a la Junta de Castilla y León “a que revise los acuerdos firmados con las entidades financieras para facilitar préstamos al sector agrario, ante las difíciles circunstancias económicas del campo de Salamanca por la sequía”. En cuanto a la iniciativa de la ONG, la moción reclama un nuevo marco normativo de protección animal en la región, que adecué la obsoleta regulación actual a las nuevas necesidades e impulse una nueva verdadera estrategia autonómica contra el maltrato y el abandono de animales, dentro de la campaña emprendida por la asociación en municipios y diputaciones de la región.

Noticias relacionadas