Frente al muro de Irán... la reliquia de Diego Costa