Fomento 'mete mano' en la reparación del firme en la A-66 entre Guijuelo y Sorihuela

Tras los trabajos previos, la actuación a pie de obra comienza este 13 de junio, en los enlaces E-398 y E-400 y, a partir del 2 de julio, se iniciarán las actuaciones en la calzada derecha de la autovía.

El ministerio de Fomento prosigue este jueves 13 de junio a pie de obra con el grueso de los trabajos de rehabilitación estructural del firme de la autovía A-66 entre Guijuelo (p.k. 389,500) y Sorihuela (p.k. 401,500), en la provincia de Salamanca, en las que se invertirán 3,39 millones de euros.

 

Dentro del cumplimiento de los plazos de ejecución establecidos, esta fase de las obras de rehabilitación del tramo Guijuelo-Sorihuela, ha estado precedida por los trabajos ya ejecutados de programación de las obras, los ensayos previos y la fabricación de los áridos para las mezclas bituminosas, entre otras actuaciones necesarias.

 

Así, durante el mes de junio, las obras comenzarán en los enlaces E-398 y E-400, donde se contempla la renovación del firme de los ramales y las glorietas mediante un recrecido de 4 cm de mezclas bituminosas.

 

A partir del 2 de julio, tras la operación especial de tráfico de los días 29 y 30 de junio y 1 de julio, con el objeto de minimizar el impacto sobre los usuarios que en esos días comiencen las vacaciones, se iniciarán las actuaciones en la calzada derecha de la autovía. Estos trabajos se desarrollarán en dos fases en las que se desviará el tráfico de esta calzada a la calzada izquierda, que tendrá doble sentido de circulación.

 

  • En una primera fase se trabajará entre los p.k. 387,900 y 395,350.
  • Y, posteriormente, entre los p.k. 395,350 y 403,700.

 

La actuación contempla la demolición de las capas de aglomerado y suelocemento hasta la capa de explanada y un saneo de la explanada con suelo estabilizado en algunos tramos. Posteriormente se repondrá el suelo cemento y se proseguirá con una rehabilitación del firme mediante la solución de fresado y reposición de la totalidad de las capas de mezcla bituminosa existentes, y posterior extensión en toda la calzada, incluidos los arcenes, de una mezcla bituminosa de 3 cm de espesor para regularizar la superficie de rodadura.

 

En algunas fases de las obras, no se podrá acceder a determinadas localidades desde los enlaces de la A-66, por lo que para estas circunstancias se contará con itinerarios alternativos a través de los enlaces contiguos y del corredor paralelo de la N-630 y las vías de servicio de la A-66, todo ello debidamente señalizado.  

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: