Entrega a domicilio, horarios, nuevos comercios... todo lo que va a cambiar en el Mercado Central

Fachada principal del Mercado Central de Salamanca.

El histórico mercado tendrá un servicio de reparto a domicilio en el propio edificio, aclara horarios y apertura en festivos y permitirá algunos nuevos comercios.

El Mercado Central, un espacio histórico de comercio en Salamanca, se prepara para una importante evolución con el objetivo de recuperar el brío de otros tiempos. Para ello, se ha elaborado un proyecto de nuevo reglamento que los comerciantes y el consistorio aprobarán previsiblemente este verano y que introduce un número importante de novedades en el funcionamiento del mercado. Los cambios pretenden que los puestos tradicionales estén acompañados de otros servicios que hagan más atractivo del mercado y que compensen algunas de las pegas de este histórico enclave comercial. Al tiempo, se introducen algunas de las medidas pensadas durante años para darle más atractivo, como los gastrobares o una unidad de alimentación.

 

El nuevo reglamento establece algunas novedades que llaman la atención. Probablemente, el más novedoso es un servicio de entrega a domicilio de los productos del mercado. Es un servicio similar al que ya ofrecen muchos supermercados y que facilitará la compra a los usuarios del mercado, que tiene entre sus principales problemas el acceso de clientes, ya que es una zona ampliamente peatonalizada donde es casi imposible aparcar.

 

El servicio de entrega a domicilio se concederá por dos años a una empresa que elija la asociación y contará con un espacio reservado, el puesto número 1 de la planta baja. Además, dispondrá de un espacio de aparcamiento para el vehículo que se use en el reparto. Para animar a posibles empresas interesadas, no tendrá que pagar traspaso para explotar ese puesto, pero sí la tarifa mensual por uso del espacio que sí pagan el resto de puestos, además de correr con el coste de basuras, agua, luz...

 

 

Nuevos comercios

 

El reglamento especifica el tipo de comercios que podrán alojarse en el mercado. Están los tradicionales (carnicería, pescadería, salchicherías y charcuterías, fruterías, casquería, panaderías...), pero se suman otros menos habituales como puestos de flores y plantas, los gastrobares, el servicio de envío a domicilio, joyería, kiosco, artículos de regalo, peluquería, cuchillería, despacho de billetes y fotografía, que responden a los negocios que ya hay instalados en los exteriores. Además, se reserva un espacio para una unidad de alimentación, dando lugar a la posible presencia de un supermercado.

 

La asociación de mayoristas, que gestiona el mercado por el convenio firmado hace 15 años con el Ayuntamiento de Salamanca, se compromete a sacar a subasta los numerosos puestos vacíos que hay sin actividad. Parte se destinarán a gastrobares, especialmente en la planta baja, y otros a comercio tradicional. En este aspecto, se establecen las condiciones y tarifas para el traspaso de puestos. La asociación se reserva un 15% del importe como canon y se permitirá traspasar entre familiares, directamente a cónyuge e hijos por fallecimiento, pero también a otros parientes hasta tercer grado colateral, con la condición de que permanezcan al menos dos años en el negocio. En caso de transmisión al fallecimiento, los familiares podrán subrogarse en las condiciones del anterior titular. Para transmisiones comerciales, rigen una tarifas.

 

 

Horario y fechas de apertura

 

La hora en que se permitirá la entrada de los vendedores en el edificio del Mercado Central para las tres plantas será: los lunes a las 08:00h, martes y miércoles a las 07:30 h., jueves, viernes y sábados a las 07:00h. El horario de apertura de apertura para los espacios gastronómicos será como máximo las 09:00 h. Se abrirá los domingos y festivos a las 10:00h, exclusivamente para los espacios gastronómicos con la excepción de los que estén situados en la planta alta que se regirán por el horario del resto de puestos del mercado.

 

El horario para la venta al público coincidirá con el previsto para apertura de los puestos. Para una mejor atención al público, todo el material necesario para el montaje de los puestos o sus mostradores deberá ser retirado de los pasillos obligatoriamente a las 09.15 horas, no pudiéndose volver a obstaculizar los pasillos ni tirar agua en los mismos hasta las 14.30 horas. La hora en que deben quedar totalmente cerradas las puertas del edificio será a las 19:00 horas las lunes; de martes a viernes a las 20:00h y sábados a las 17:00 horas. Los gastrobares y los comercios de exterior se regirán por el horario de sus sectores.

 

En cuanto a la apertura en festivos, se establecen normas fijas. Esta cuestión ha suscitado debate entre los propios indutriales, que en ocasiones han optado por no abrir en fechas festivas señaladas pese a que el resto del comercio sí lo hacía. Los empresarios podrán elegir abrir en fechas previstas por el calendario de la Junta, pero tendrá que pedirlo al menos un 20% de los industriales. Si el número no es superior al 50% más uno, tendrán que sufragar entre los que abran los gastos extras que se ocasionen en dicha apertura.