Encuentro comarcal del programa de tiempo libre en Bañobárez

Escuelas Campesinas de Salamanca

El programa de tiempo libre infantil, que Escuelas Campesinas de Salamanca viene desarrollando desde hace años, pretende ofrecer una alternativa de ocio educativo en los fines de semana, prestando especial atención a los niños y niñas de localidades pequeñas.

Como suele ser habitual, en el mes de octubre se ha celebrado el encuentro comarcal de los niños y niñas de los diferentes pueblos que participan en el programa de escuela de tiempo libre en el Noroeste salmantino “Abraza tu pueblo”. Este año ha tenido lugar en Bañobárez, una de las localidades donde se desarrolla el programa. Hasta allí han acudido niños de diversas edades y adolescentes de Monleras, Sardón de los Frailes, Villar de Peralonso, Encina de San Silvestre, Guadramiro, Barceíno, Masueco y Yecla de Yeltes.

 

 

Los participantes han vivido intensamente una jornada de convivencia con actividades organizadas para favorecer la interrelación entre los niños y generar un clima de confianza y diversión sana. Han comenzado a las once de la mañana con la acogida por parte del colectivo de padres y madres de Bañobárez, a la que ha seguido una gimkhana lúdico-cultural en la que se distribuirán en equipos mixtos con niños entremezclados de los diferentes pueblos.

 

 

Después de la comida compartida en el recinto del colegio público, la jornada de tarde ha proseguido en el entorno la plaza Mayor y el parque, donde los niños, repartidos por edades, tendrán un tiempo para disfrutar de los juegos tradicionales de siempre o de otro tipo de juegos cooperativos, y además la posibilidad de practicar algún deporte juntos. Tras la merienda, acompañada de un chocolate servido por el ayuntamiento de Bañobárez, han regresado a sus lugares de procedencia al caer de la tarde.

 

 

El programa de tiempo libre infantil, que Escuelas Campesinas de Salamanca viene desarrollando desde hace años, pretende ofrecer una alternativa de ocio educativo en los fines de semana, prestando especial atención a los niños y niñas de localidades pequeñas que tienen menos posibilidades de relacionarse con otros niños y menos espacios donde desarrollar sus habilidades sociales y capacidades creativas. A través de una serie de talleres y actividades muy variados que se desarrollan semanalmente en nueve pueblos del Oeste salmantino (talleres de manualidades, juegos cooperativos, actividades deportivas, mediambientales, de conocimiento del pueblo, talleres de teatro, folklore,  cocina o encuentros intergeneracionales) los niños aprenden a funcionar en equipo y se educan en valores tales como el respeto, la escucha, la cooperación, la igualdad o la tolerancia. Además, se intenta que la experiencia entronque con la cultura rural, ayudándoles a descubrir la riqueza que atesoran los pueblos y sus gentes y a reforzar su identidad sintiéndose parte de la comunidad.