Actualizado 21:01 CET Versión escritorio
Salamanca

En la búsqueda del pico de la tercera ola, España de mal en peor: 44.357 nuevos casos y 404 fallecidos

El peor día de la pandemia hasta el momento en registros y también en la incidencia que roza 800.

Publicado el 21.01.2021

Las comunidades autónomas han notificado este jueves al Ministerio de Sanidad 44.357 nuevos casos de COVID-19, 18.504 de ellos diagnosticados en las últimas 24 horas. Estas cifras son muy superiores a las del mismo día de la semana pasada, cuando se notificaron 35.878 positivos. Esto supone el récord en un solo día de la pandemia, superando al día de ayer, cuando se notificaron 41.576 nuevos positivos.



 



La cifra total de contagios en España se eleva ya a 2.456.675 desde el inicio de la pandemia, según las estadísticas oficiales. La incidencia acumulada en los últimos 14 días por 100.000 habitantes se sitúa en 795, frente a 736 ayer. En las pasadas dos semanas se ha registrado un total de 374.164 positivos.



 



En el informe de este jueves se han añadido 404 nuevos fallecimientos, en comparación con 464 ayer y 201 el jueves pasado. Hasta 55.041 personas con prueba diagnóstica positiva han fallecido desde que el virus llegó a España, de acuerdo con los datos recogidos por el Ministerio. En la última semana han fallecido 1.285 personas con diagnóstico de COVID-19 positivo confirmado en España.



 



Actualmente, hay 26.542 pacientes ingresados por COVID-19 en toda España (25.228 ayer) y 3.734 en UCI (3.583 ayer). En las últimas 24 horas, se han producido 3.745 ingresos (3.635 ayer) y 2.653 altas (2.563 ayer). La tasa de ocupación de camas ocupadas por coronavirus se sitúa en el 20,87 por ciento (19,95% ayer) y en las UCI en el 36,28 por ciento (35,02% ayer).


COMENTARComentarios

  • #2 NBQ

    22/01/2021 14:31

    Muchos contagios se están sucediendo, por no seguir o relajar los protocolos de autoprotección, sobre todo en la manipulación de la mascarilla. La mascarilla (de tela, quirúrgica o FFP2) es un elemento filtrante en mayor o menor medida, pero que siempre, en su exterior, al inhalar se almacenan las pequeñas partículas que pueden ser portadoras de los distintos gérmenes, bacterias y virus, en el caso de que nosotros no seamos portadores del SARS-CoV-2 y si lo somos, también al exhalar, queda en este caso en el interior de la mascarilla el virus. Por tanto cuando manipulamos y/o tocamos la mascarilla (principalmente por fuera pero también por dentro, estamos trasladando el posible virus a nuestros dedos y que si seguidamente no desinfectamos las manos y nos tocamos la boca, nariz u ojos, tenemos altas probabilidades de auto infectarnos. Quiere decir esto, que después y antes de tocar la mascarilla hay que desinfectarse-lavarse las manos, antes de tocar cualquier cosa, y cuando nos quitemos la mascarilla, además, hay que mantener los ojos cerrados. Además, llevar cualquier tipo de mascarilla con barba o maquillaje, dificulta que se "pegue" a la piel de la cara y por tanto pierde muy sensiblemente sus propiedades de filtración, pudiendo llegar el ambiente contaminado a nuestros pulmones. La mascarilla mientras se usa y al quitarla, es un elemento que hay que considerar y tratar como CONTAMINADO biológicamente. Si te la quitas pero tadavía está en su período de uso, y la vas a poner más tarde puedes desinfectarla pulverizando sobre ella (por dentro y por fuera) alcohol de 70º. Desinfécta-lava las manos.
  • #1 Vino y rosas

    22/01/2021 13:09

    A Sánchez e Illa, la pandemia les importa un pepino. No quieren soluciones ni confinamientos hasta que pasen las elecciones catalanas y las ganen por el voto por correo. Esta película ya la vivimos con el 8-M. Además, Sánchez e Illa regalan a votantes catalanes que residen en Andorra las vacunas de los madrileños y del resto de los españoles. Illa y Sánchez rozan el delito poniendo en riesgo la salud de las personas para ganar unas elecciones, de acuerdo al sondeo electoral del CIS de Tezanos para condicionar el voto en las próximas elecciones autonómicas y facilitar la victoria del PSC. Sin decoro alguno, están demostrando lo poco que les importa la salud pública de los españoles.