Empiezan las obras para adecentar el parque de Cruz de Caravaca y sus estatuas
Cyl dots mini

Empiezan las obras para adecentar el parque de Cruz de Caravaca y sus estatuas

Las obras servirán para arreglar zonas verdes y poner algunos juegos infantiles. Se ha permitido a los bares modificar la distribución de las terrazas que tendrán que convivir con las obras ocho semanas.

Este martes han arrancado las obras para adecentar el parque de la calle Cruz de Caravaca, una zona arbolada que alberga varias esculturas y zonas verdes, un lugar agradable que necesitaba una puesta a punto para recuperar su mejor versión. Desde hace años, luce algo descuidado, algo que las obras que se van a hacer deben remediar.

 

Este lunes se valló la gran escultura y este martes se ha empezado a trabajar en las zonas ajardinadas del otro extremo. Se han protegido los árboles, numerosos en la zona y que le dan frescor en esta época. Eso ha obligado a hacer algunos cambios en la distribución de las terrazas de los bares de la zona, para lo cual ya han recibido indicaciones de técnicos municipales. Todos han sido avisados del inicio de las obras y se les ha permitido reubicar sillas y mesas, pero entienden que debería haberse elegido otra fecha ya que tendrán que convivir durante ocho semanas con las incomodidades de la obra en plena temporada alta de terrazas. No está previsto que, una vez acabada la actuación, dispongan de más espacio, tampoco de menos.

 

El proyecto, que llevará ocho semanas (53.000 euros de presupuesto) es bastante sucinto. Se arreglarán las zonas ajardinadas, que estaban en mal estado: en muchas partes faltaba césped, los setos están mal cuidados, destrozados en algunas zonas y demasiado crecidos en otras. Además, se instalarán algunos juegos infantiles, pero sin variar la distribución de las zonas ajardinadas: hay dos grandes zonas de juegos pocos metros más arriba en el parque Picasso.

 

En cuanto a las estatuas, lo previsto es mantenerlas en el mismo lugar; el cubo autoría del berlinés Christoph Mertens, que es uno de los elementos centrales de todo el parque a lo largo de esta calle, se ha convertido en un juego más y necesita algo más de atención como pidió Ciudadanos en Defensa del Patrimonio en forma de limpieza o cuidado. Lo mismo que el grupo de cuatro esculturas que carecen de nombre o autor identificado, ni siquiera en el inventario municipal, donde figuran sin esa información. Están poco atendidas, algunas rodeadas de setos demasiado altos que no permiten apreciarlas.