El viaducto de la calle Jardines ya es historia

Las obras permitirĂĄn el soterramiento del paso de vehĂ­culos y de peatones por debajo de la vĂ­a y suprimirĂĄn el alzado actual

El alcalde de Salamanca, Alfonso FernĂĄndez MaĂąueco, y el delegado de la Junta en Castilla y LeĂłn, Bienvenido Mena, acompaĂąados por el concejal de Fomento, Carlos GarcĂ­a Carbayo, han asistido al comienzo del derribo del viaducto de la calle Jardines.

Esta actuaciĂłn darĂĄ paso a una nueva urbanizaciĂłn de la zona soterrando esta vĂ­a bajo el ferrocarril y poniendo a disposiciĂłn de los ciudadanos una nueva plaza pĂşblica y mĂĄs espacios ajardinados.

Así lo ha destacado Fernández Mañueco, quien ha agradecido públicamente a la Junta de Castilla y León la inversión de 4,1 millones de euros para financiar “íntegramente” las obras.

La supresión del paso superior continua con la nueva urbanización que duplicará el número de carriles para la salida Aldehuela-Canalejas y permitirá a los peatones disfrutar de aceras más amplias, de hasta 2,5 metros, en el lado norte del paso inferior que “previsiblemente será el más utilizado”, y de dos metros de anchura en el lado sur.

Junta a la nueva plaza pĂşblica, que harĂĄ realidad la ya bautizada como Plaza de la Justicia, se completarĂĄ la urbanizaciĂłn de la calle La Fontana y tambiĂŠn la calzada que rodea a las dependencias de la PolicĂ­a Nacional ganando, ademĂĄs, nuevos espacios ajardinados.

EN PLAZOS PREVISTOS

La obra, que se iniciĂł el pasado mes de marzo, mantiene los plazos previstos para su conclusiĂłn a finales del verano de 2012. Ya se ha instalado el nuevo colector, de un metro de diĂĄmetro y una profundidad de 7,50 metros, y tambiĂŠn la red de distribuciĂłn en el perĂ­metro que rodea las dependencias de la PolicĂ­a Nacional.

La mejora se completarĂĄ con un nuevo tramo de carril bici, junto al acceso al Parque de los Jesuitas y con una anchura de dos metros, segĂşn fuentes municipales.

Por otra parte, las obras permitirĂĄn renovar todos los servicios de titularidad municipal (agua, alcantarillado y alumbrado) y los no municipales, como la energĂ­a elĂŠctrica, telefonĂ­a, gas y televisiĂłn, entre otros.