El veto del Gobierno 'tumba' el 'Fin de Año Universitario' y la Junta pone cerco a la noche de copas
Cyl dots mini

El veto del Gobierno 'tumba' el 'Fin de Año Universitario' y la Junta pone cerco a la noche de copas

Fin de Año Universitario en la Plaza Mayor de Salamanca (Foto: Arai Santana)

La negativa de la junta de seguridad a amparar una concentración multitudinaria en plena pandemia acaba con el acto oficial que la Asociación de Hostelería pretendía sacar adelante. La Junta recuerda las normas para la noche de copas que se prevé: pide actuar a quien tenga responsabilidad.

La conocida como nochevieja universitaria (con minúsculas), la convocatoria que reúne a miles de jóvenes para celebrar el fin de año de manera anticipada, se ha venido abajo y no se celebrará. En concreto, se ha desactivado el acto 'oficial' de la Plaza Mayor y ahora falta por saber qué pasará con las fiestas creadas a su alrededor y que siguen convocadas, pero sobre las que las autoridades también han puesto la mirada. 

 

La fiesta 'oficial' afrontaba este jueves el primer envite legal de los muchos trámites que tenía por delante y no lo ha superado. En los últimos días sus impulsores, la Asociación de Empresarios de Hostelería, habían cambiado de postura tras las duras críticas recibidas, pero llegaban a la reunión en la subdelegación de Gobierno con la idea de seguir adelante. En concreto, llevaban a esta reunión la celebración del 'Fin de Año Universitario', la denominación oficial que pueden usar legalmente ya que 'Nochevieja Universitaria' es una marca registrada propiedad del empresario que gestionaba la fiesta hasta que en 2016 la asociación hostelera y el Ayuntamiento decidieron asumir el control de la celebración, que en 2018 y 2019 organizaron en solitario.

 

En la reunión con fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, Policía Local, proteccion civil y representantes de las administraciones implicadas, el presidente de la asociación, Álvaro Juanes, ha tenido que escuchar como la subdelegación se convertía en la primera en oponerse con claridad a la celebración de un evento con 20.000 asistentes en la ciudad y convocatorias para ir de fiesta en pleno repunte de casos y con la pandemia muy viva. Las autoridades le manifestaban que era imposible garantizar el cumplimiento de las medidas que todavía son obligatorias: mascarilla en la calle si no hay distancia. Difícil comprobar que todo el mundo la lleva en una Plaza Mayor llena como plantea esta fiesta. Y que, a su vez, era imposible garantizar el orden público en estas circunstancias.

 

Ante esta evidencia, el presidente hostelero ha plegado velas y ha asumido, por segunda vez en pocos días, que la fiesta 'oficial' no se puede celebrar: ni la junta de seguridad local ni la subdelegación hicieron más que ponerle ante la evidencia. Carpetazo al asunto y una advertencia cuando, en palabras a TRIBUNA, la subdelegada confirmaba que "hemos pedido" tanto a "los organizadores" como a "las instituciones que tienen que autorizar el evento" que reflexionen sobre estas cuestiones. De momento, la Plaza Mayor estará vigilada por dispositivo policial la noche del 16 de diciembre para terminar de desactivar cualquier intento y asegurar el orden público.

 

La noche de copas

El otro frente para desmontar la celebración del 16 de diciembre está en la noche de copas que se prevé. La sudelegada ya puso por la mañana el foco en esta celebración paralela al 'Fin de Año Universitario' y la jornada festiva, no directamente relacionada, pero con un posible efecto demoledor. Y aunque entre los argumentos para suspender el acto en la Plaza Mayor está evitar el efecto llamada, el caso es que estas fiestas ya han vendido miles de entradas.

 

Minutos después, y en la rueda de prensa del Consejo de Gobierno, el vicepresidente Igea se ha pronunciado sobre el asunto y ha dejado mensajes para los responsables de las próximas decisiones. La Junta ha pedido que se cumpla la ley sobre mascarillas tanto en los botellones, cabalgatas y "congas". Y recuerda que se mantiene la obligación de utilizar la mascarilla en espacios cerrados y en los abiertos si no se puede mantener la distancia de seguridad. Además puso de manifiesto la prohibición de consumo de bebidas y comidas y las "cosas que no se pueden hacer". 

 

Y es que, hoy por hoy, no está muy claro que se pueda celebrar un evento así. La normativa permite acceder a locales de hostelería para beber y comer, pero tiene que ser con mascarilla, y siempre que haya ventilación. Y también permite acudir a pabellones (con límite de aforo y mascarilla, sin comer ni beber) y estadios (con mascarilla si no hay distancia, y sin comer ni beber) para espectáculos deportivos. Estas fiestas no son ni lo uno ni lo otro.

 

El vicepresidente ha ido más allá e insistió en que la Junta no tiene que recomendar la suspensión de actos multitudinarios, sino que las administraciones deben hacer cumplir la normativa, y en este caso la responsabilidad es del Ayuntamiento de Salamanca. Ahora falta saber si la falta de idoneidad y el aumento de casos terminarán por tumbar también la noche de copas que se prevé en la fecha de la denominada nochevieja universitaria en Salamanca aunque su acto oficial esté ya suspendido.

Comentarios

ciudadano 26/11/2021 11:31 #3
Dimita ya, sr. alcalde. Esta ciudad precisa personas más responsables que piensen más en el bien publico que en el bien de unos pocos.
Ya vale 26/11/2021 10:39 #2
Ya está bien de aguantar a estos carroñeros que lo único que les interesa es cobrarse la carnaza de copas , borracheras y broncas. No hablo de todos, sino de todos los que conocemos. Los ciudadanos les importamos un pimiento; ellos a lo suyo , pero si hay problemas, huyen y se escabullen como ratas... y el alcalde silbando y mirando a las musarañas. Si es una ciudad de toros que le agarre por los cuernos o se vaya.
SALMANTINO 26/11/2021 10:25 #1
El papelón que ha hecho el Alcalde es vergonzoso, se ha escondido "tragando" en una cuestión de enorme transcendencia. Hay que tener muy poca conciencia sobre el cargo que ocupa como para, teniendo en cuenta la gravedad de la situación, quedarse ahí callado, temeroso, escondido....BOCHORNOSO¡¡¡. DIMITA POR FAVOR¡¡¡¡

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: