El rendimiento deportivo tras ser positivo por coronavirus: Cómo actúan y los miedos de Carlos Moreno y Javier González
Cyl dots mini

El rendimiento deportivo tras ser positivo por coronavirus: Cómo actúan y los miedos de Carlos Moreno y Javier González

Uno es el médico que trabaja mano a mano con Unionistas de Salamanca, el otro lleva años y años en la sombra de Perfumerías Avenida. ¿Cómo está afectando a los y las jugadoras? Hablamos de su presencia y del paso más allá llevado a cabo en la rutina diaria de sus equipos. Mario Gómez cuenta su experiencia. 

Carlos Moreno y Javier González

En una temporada marcada por la incertidumbre y el protocolo continuo, hablamos con los grandes responsables de controlar este fenómeno en el día a día de una plantilla de baloncesto y de fútbol. Además, Mario Gómez, defensa de Unionistas analiza cómo lo vivió en primera persona. 

 

Por un lado, Perfumerías Avenida sigue el protocolo marcado por la FEB a principio de temporada, con ciertas dudas al comienzo, pero lo suficientemente clarificado a lo largo de la temporada para su mantenimiento meses después. Además y siendo equipo de Euroliga, también se debe tener en cuenta el protocolo FIBA, que no difiere demasiado, pero celebra (hasta el momento) las competiciones en burbuja, se han de tomar preocupaciones a mayores como el aislamiento en el hotel o la realización test de antígenos al llegar y al salir. 

 

Por otro lado, Unionistas también sigue el protocolo de la Real Federación Española de Fútbol, que incorporó ya en noviembre, la realización de test semanales antes de cada jornada a todos los jugadores. Sin embargo, Javier González y su equipo decidieron ir un paso más allá: "Nosotros realizamos el test a todo el cuerpo técnico, realmente la Federación da test para hacérselos a los jugadores. En navidades, por ejemplo, realizamos cuatro test en una semana, de los que la Federación solo cubría uno y a principio de temporada fuimos de los pocos equipos que llevamos a cabo PCRs. Compramos test antes, nos adelantamos para poder ampliar los mínimos que nos exigieran y el club siempre ha estado de acuerdo mirando por la salud de los jugadores, sus familias y por sí mismos". 

 

Para que nos hagamos una idea y hablando de forma coloquial, estos equipos, ante todo profesionales, no entienden de olas, más allá de las restricciones impuestas por la Junta de Castilla y León en cuanto a aficionados en grada: "A pesar de la expansión del virus que hemos vivido este último mes, nosotros no hemos tenido que extremar ninguna medida, dado que ya se tomaban todas las medidas necesarias, es decir, más allá de las que recomienda la sanidad públicaAdemás, algo que no se establece en el protocolo, pero que nosotros hemos recomendado a las jugadoras, es que en la medida de lo posible vivan en burbuja", señala Carlos Moreno. 

 

Si se llega al punto de posible contagio, ¿hasta qué punto puede condicionar el virus en un deportista de alto rendimiento como el caso de estos jugadores y jugadoras que entrenan de forma diaria? "Realmente, esta pregunta es una gran incertidumbre. Está descrito que el coronavirus, incluso en caso de asintomáticos o en casos muy leves, tiene afectación en muchos órganos. Las más problemáticas son las cardiacas y las cardiovasculares, aparición de trombos y aparición de problemas cardiacos a medio plazo, incluso a largo plazo. Teniendo en cuenta esto, hay jugadoras que podrían estar afectadas esta temporada, incluso la que viene, en los peores casos. Por ello, hay que llevar a cabo pruebas específicas", explica Moreno. 

 

Para los mismos esfuerzos el tiempo de recuperación se alarga, lo que puede condicionar el rendimiento global de la jugadora.

 

¿Y a corto plazo? "Dependiendo de la afectación que tenga, si que está comprobado que en ciertos casos afecta mucho a la recuperación. Es decir, para los mismos esfuerzos el tiempo de recuperación se alarga, lo que puede condicionar el rendimiento global de la jugadora y encima no tenemos muchos medios para combatirlo. Como no hay experiencia previa...Yo estoy viendo casos de deportistas amateur que vienen a mi consulta, a los que les cuesta mucho recuperarse. Ahora mismo tenemos una gran incertidumbre con respecto a esta situación", finaliza.  

 

Particularmente, en el caso de Unionistas se han conocido cuatro positivos, ¿cómo ha sido la experiencia, su rendimiento y el seguimiento realizado? "En nuestro caso, todos han tenido síntomas muy leves, ni siquiera tuvieron fiebre y a nivel físico el virus en sí les repercutió poco, lo que más ha repercutido o eso creo yo, ha sido el tiempo de aislamiento en casa. Les ha tocado volver a coger el ritmo, porque por mucho que se realice trabajo en casa no es igual. Es un realidad que el virus puede afectar a nivel respiratorio y cardiaco, y deben hacerse controles, sobre todo, si se han tenido síntomas de insuficiencia respiratoria. Se ha de ser más exhaustivos, porque pese a que aparentemente no hayan podido tener síntomas, les puede afectar a largo plazo al rendimiento exigido", confirma González. 

 

"En nuestro caso, los preparadores físicos les han hecho un trabajo más dirigido, desde casa y después a la hora de volver a los entrenamientos. Por suerte, no hemos tenido casos graves, ni antes ni durante. Al final, lo que tratamos es de llevar a cabo un trabajo continuo y diario para saber cómo están y si algún jugador notara algo, hacerle todas las pruebas que necesitasen", completa. 

 

MARIO GÓMEZ

 

El jugador de Unionistas resultó positivo tras las pruebas realizadas después de Navidad, ¿cómo le afectó? Así lo cuenta en primera persona"Principalmente y sobre todo los primeros días me afectó mentalmente, porque es algo que a nadie le agrada. En cuanto al físico, desde el primer día se puso en contacto conmigo Yeray, el preparador, me mandó un planning de trabajo diario y estábamos en contacto todas las tardes prácticamente". 

 

"Después cuando volví a entrenar los primeros días me encontraba algo raro, sobre todo en cuanto a sensaciones físicas. Al final, no se puede comparar el trabajo realizado en una habitación, que en un campo. Me costó coger el tono físico, pero me lo esperaba peor. En el primer partido a la vuelta, los últimos minutos los pasé algo fatigado, aguantar 90 minutos fue complicado y sabía que tenía que aguantar", continúa. 

 

Como jugador, ¿te encuentras seguro con respecto a la situación que estamos viviendo y las acciones llevadas a cabo opr el club? "Sí, el médico del club es estricto en ese sentido y todas las mañanas debemos mandarle una ficha con datos. De momento nos está yendo bien, no se ha suspendido ningún partido y esperemos que en estos cinco partidos que nos quedan siga todo igual". 

 

¿Responsabilidad o suerte? "Tenemos mucha responsabilidad, sabemos lo que nos jugamos". 

 

Y no hay mejor manera de poner punto y seguido a este reportaje. 

 

 

 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: