El Real Madrid entra en barrena en el OAKA tras un tercer cuarto para olvidar

El Real Madrir entró en colapso en el tercer cuarto y tiró por la borda una ventaja de 14 puntos lograda en la primera parte. 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

PANATHINAIKOS: Antetokounmpo (3), Lojeski (8), Calathes (12), Singleton (10) y Gist (15) --quinteto inicial--; Rivers (20), Pappas (9), Vougiokas (4), Lekavicius (-), Gabriel (1) y Denmon (-).

 

REAL MADRID: Campazzo (7), Causeur (7), Doncic (19), Yusta (4) y Tavares (7) --quinteto inicial--; Reyes (12), Rudy Fernández (9), Carroll (-), Randle (3), Thompkins (12) y Maciulis (-).

 

PARCIALES: 23-28, 17-26, 24-15 y 18-11.

 

ÁRBITROS: Lamonica (ITA), Latisevs (LET) y Nedovic (SRB). Sin eliminados.

 

PABELLÓN: OAKA, 18.310 espectadores.

El Real Madrid ha caído este viernes en su visita al OAKA ante el Panathinaikos (82-80) y suma su tercera derrota consecutiva fuera de casa en la novena jornada de la Euroliga, después de desperdiciar una ventaja de 16 puntos en el tercer cuarto.

 

Pese a las bajas y el ambiente del pabellón griego, los blancos plantaron cara y dominaron la primera parte gracias a una defensa intensa y al de siempre, Luka Doncic, bien acompañado por Felipe Reyes y Trey Thompkins. En la segunda mitad, el equipo merengue desapareció y recibió un 13-0 que niveló el encuentro. James Gist y el exmadridista KC Rivers certificaron la victoria griega después de que Thompkins fallara el triple final.

 

Sin tiempo para asentarse, Matt Lojeski causó estragos en la defensa madridista con 8 puntos consecutivos en el inicio para unos griegos que empezaron muy intensos con defensa de 2 contra 1 sobre Doncic. Poco a poco, los blancos se fueron estirando en ataque con Santi Yusta y la estrella eslovena que se fue liberando para darle al Real Madrid las primeras ventajas (19-28, min.9)

 

En el segundo cuarto, la irrupción de Nikos Pappas, con seis puntos de inicio, amenazó la ventaja merengue hasta la entrada de Felipe Reyes y Trey Thompkins. El capitán aportó fuerza en la pintura, rebote y anotación mientras el estadounidense, con nueve puntos en el segundo parcial, se encargó de mantener y ampliar la renta (40-54, al descanso).

 

IRRECONOCIBLE TERCER PARCIAL

 

Visto el dominio blanco en la primer parte, el Real Madrid desapareció del mapa. Sin defensa y la mínima aportación ofensiva de Facundo Campazzo hizo que los de Xavi Pascual redujeran a cenizas la amplia ventaja del Madrid con el poderío del ala-pívot Gist y el KC Rivers, que lideraron un parcial de 13-0 para igualar el partido (62-62, min.28).

 

La inercia ganadora del 'PAO' continuó con Gist y Rivers como estiletes que, pese a los intentos sin premio de Doncic con seis puntos consecutivos, acabaron certificando la victoria de los suyos en un OAKA en el que siguen invictos esta temporada en partido oficial. Thompkins, uno de los mejores en los blancos, tuvo la victoria en su muñeca con un triple final que no entró.