El PSOE solicita que se anule el acuerdo que destituyó a Unamuno como concejal del Ayuntamiento

Una sesión secreta de la Corporación municipal celebrada el 13 de octubre de 1936 destituía al escritor como concejal del Ayuntamiento
El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Salamanca afirma que la actual Corporación democrática tiene la obligación de dejar sin efecto la moción por la que Miguel de Unamuno fue destituido de forma arbitraria de su cargo por convicción y reafirmación democrática y por defender el buen nombre del Consistorio salmantino.

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Salamanca ha presentado una moción, para que sea debatida y aprobada en el próximo Pleno, donde se solicita que sea derogada la decisión ilegal y arbitraria por la que se destituyo a Miguel de Unamuno como concejal del Consistorio salmantino en el año 1936.

El 12 de octubre de 1936, en el Paraninfo de la Universidad de Salamanca, Miguel de Unamuno se enfrentó al general Millán Astray durante la celebración del llamado “Día de la Raza” y pronunció su conocida frase “venceréis pero no convenceréis”, destinada a los militares golpistas presentes entre el auditorio.

Al día siguiente de este acto, en el transcurso de una reunión ordinaria del Pleno del Ayuntamiento de Salamanca, la corporación se constituyó en sesión secreta y uno de sus miembros, el Sr. Rubio Polo, que habían sido nombrados por el mando militar en sustitución de los concejales elegidos democráticamente en las urnas, dio lectura a la siguiente moción:

"Setenta y cinco años después de estos hechos, los socialistas piensan que corresponde al actual Ayuntamiento de Salamanca, en defensa de su buen nombre, acometer la rectificación de aquella injusticia. El PSOE pide a la actual corporación municipal democrática de la ciudad de Salamanca que rehabilite moralmente a D. Miguel de Unamuno y Jugo, concejal del Ayuntamiento de Salamanca, anulando su destitución arbitraria al dejar sin efecto la moción por la que fue separado de su cargo".

Petición rechazada por Lanzarote en 2006
Ya en 2006, con motivo del 70 aniversario de su muerte, el PSOE hizo esta misma petición de rehabilitar simbólicamente al escritor como concejal, pero fue rechazada por el Consistorio en el que era alcalde Julián Lanzarote.

En aquel momento, el PP aprobó una "declaración institucional en favor del mantenimiento del espíritu de concordia y reconciliación de la Constitución de 1978″ y en la que pedía “no revivir rencores”.