El PSOE propone un servicio municipal de lavandería a domicilio para personas mayores

Plaza Mayor de Salamanca

La medida atiende a una demanda existente en muchos hogares de Salamanca y permite generar nuevos puestos de trabajo vinculados a la actividad de recogida, lavado, planchado y entrega de la ropa.

El Grupo Municipal Socialista propone que el Ayuntamiento de Salamanca comience a prestar un servicio de lavandería domiciliaria destinado a personas mayores con dificultades para realizar las tareas propias del lavado de la ropa personal y del hogar. Así lo ha planteado en la última sesión de la Comisión de Bienestar Social, donde los concejales socialistas han expuesto al resto de grupos municipales la doble ventaja de esta propuesta.

 

El nuevo servicio permitiría atender una posible demanda de las personas mayores de 65 años que viven solas o conviven con otras en situación de dependencia y encuentran obstáculos en su día a día para lavar, secar o planchar la ropa. Los motivos pueden ser variados: porque sus condiciones físicas o psíquicas se lo impiden, por no contar con apoyo familiar, por no disponer de los electrodomésticos adecuados en su domicilio o por falta de espacio o medios económicos suficientes para su instalación.

 

Para determinar las características concretas de esta nueva prestación social, así como la periodicidad o la aportación por parte de las personas beneficiarias en función de sus ingresos, el Grupo Municipal Socialista pide al equipo de gobierno del PP un estudio de las necesidades existentes en este sentido en la ciudad de Salamanca, puesto que nunca ha ofrecido este servicio a la ciudadanía ni ha prestado atención a esta línea de ayuda a domicilio.

 

Además de mejorar la calidad de vida de las personas mayores, el servicio municipal de lavandería domiciliaria permitiría impulsar la actividad económica en Salamanca con la creación de varios puestos de empleo para realizar las tareas correspondientes en cada caso: recogida, lavado, secado, planchado y entrega de la ropa.

 

Este servicio municipal, que sería pionero en Salamanca por iniciativa del Grupo Municipal Socialista, ya está en funcionamiento desde hace años en otras ciudades como Madrid, Valladolid, León o Burgos para facilitar la autonomía personal de las personas mayores en su propio hogar.