El proyecto CREATINN pone en contacto a decenas de empresas y grupos de investigación

Reunión de los responsables del proyecto CREATINN (Foto: Dicyt)

Salamanca acoge la séptima reunión de coordinación de este consorcio en el que participan regiones de España, Francia y Portugal

JPA/DICYT 

 

El proyecto europeo CREATINN ha puesto en contacto a más de 180 empresas y otros tantos grupos de investigación científica con el objetivo de realizar acciones conjuntas de innovación que produzcan riqueza. El representante de Castilla y León en este consorcio de regiones de España, Francia y Portugal es la Fundación General de la Universidad de Salamanca, que ha organizado la séptima reunión de coordinación del proyecto, en la que se han presentado algunos de sus resultados.

 

El proyecto CREATINN forma parte del Programa Operativo de Cooperación Territorial del Espacio Sudoeste Europeo SUDOE (2007-2013), financiado a través de INTERREG IV-B, y está previsto que finalice el próximo mes de junio. Hasta ahora, “hemos cumplido con todos los indicadores que nos habíamos marcado”, afirma en declaraciones a DiCYT Braulio Pérez, que pertenece a la Fundación Universidade da Coruña y coordina el conjunto del proyecto.

 

Entre los datos más destacados está haber puesto en contacto a “186 empresas con otros tantos grupos de investigación”, lo que se traduce en la creación de 43 “agendas de innovación” para la materialización de esas colaboraciones, aunque se espera que finalmente sean 50. Asimismo, en el marco de la iniciativa se han desarrollado actividades de formación y sensibilización.


Los grupos de investigación universitarios y las empresas pertenecen a todos los sectores del conocimiento y económicos, pero destacan especialmente el sector de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), el de nuevos materiales y el químico-farmacéutico, según ha explicado Braulio Pérez.

 

El proyecto CREATINN está liderado por la Universidad de La Coruña e integra a cinco regiones españolas (Galicia, Castilla y León, Andalucía, País Vasco y Cantabria), dos francesas (Aquitania y Midi-Pyrénées) y una portuguesa (Centro).

 

En el caso de Castilla y León, la Fundación General de la Universidad de Salamanca ha logrado que 29 empresas y 27 grupos de investigación mostraran interés en colaborar. De acuerdo con la terminología que emplea esta iniciativa, esto se ha traducido en 21 Manifestaciones de Aportación Creativa (MAC) firmadas por grupos de investigación de la región interesados en ideas creativas de otras regiones del consorcio; y en 11 Propuestas de Acción Colaborativa (PAC), firmadas por empresas de Castilla y León que manifiestan su interés en materializar una colaboración con grupos de investigación de otras regiones del consorcio. Gracias a ello, están en proceso agendas de innovación con la materialización de colaboraciones entre universidades para cuatro empresas de Castilla y León.

 

Anteriormente, los socios de esta iniciativa ya trabajaron en el proyecto Redomic, en el que “se asentaron las bases de trabajo que se han aplicado ahora de forma más concreta”, asegura el coordinador. Para seguir en esta línea, “hemos presentado nuevas propuestas en el ámbito de los proyectos europeos”, pero en cualquier caso, “esta red de cooperación entre todos los socios va a seguir colaborando”.