El precio del conejo cae 0,12 euros hasta su valor límite fijado en 1,40

Sector en crisis. La cunicultura atraviesa por dos años de dificultades económicas y su valor es más bajo de lo normal pese al establecimiento de un importe mínimo con la creación de la Lonja Única
Chema Díez

El valor de un producto como el conejo ya no puede caer más (al menos en la teoría) debido a la regla establecida tras la creación de la Lonja Única en España, de la que se autoexcluyó la de Cataluña. Por tanto, el valor límite establecido es de 1,40 euros, importe que reciben los ganaderos de la provincia desde hace tres semanas, después del descenso de 0,12 euros. No obstante, “este precio es muy bajo para los productores porque se mantiene muy por debajo de los costes de producción y dista mucho de ser rentable”, apunta Juan Mari Blanco, cunicultor de Aldeadávila de la Ribera.

Por tanto, para cubrir lo que les cuesta producir, sin ganar dinero, el valor estimado se cifra en torno a 1,60 euros por cada kilogramo; todo lo que se sitúa por encima de ese número son ganancias para el ganadero que se dedique a este sector. Pero además, existe un factor que influye en todo lo anteriormente mencionado como es el valor del pienso, “que en la actualidad está bastante bien y no supone un gasto muy elevado para el ganadero, pero claro, hay que ver también como está el precio del cereal”, asegura Blanco.

Hay que resaltar que la cunicultura lleva dos años en una crisis muy aguda, y el valor actual del conejo es normal en esta época del año si tenemos en cuenta los años de crisis pero no en años normales. Así, el sector tiene la esperanza de que a partir de los meses de agosto y septiembre el precio sufra un repunte.

Publicidad del sector
Por otro lado, el sector lleva desde hace ya bastantes fechas invirtiendo en publicidad y en una promoción para el consumo de la carne de conejo. Así, por el precio que recibe el ganadero por cada kilogramo, se destinan para las prácticas publicitarias 0,001 euros, lo que puede supone para un profesional con una explotación media, en torno a 1.000 euros por cada año. “Esperemos que la publicidad tenga su éxito y es cierto que se están haciendo cosas en radio y televisión, y si vale para algo, bienvenido sea”, señala Juan Mari Blanco.

Además, hace unas semanas, Segovia fue el escenario de la celebración de un simposio sobre cunicultura, que ayudó también a promocionar el consuno de carne, “pero que algunos profesionales del sector lo tildaron de muy técnico, aunque cualquier iniciativa es bien recibida”.

En cuanto a las ayudas que recibe el sector, son las mismas que en cada campaña y se refieren a la modernización de las explotaciones o la incorporación de nuevos ganaderos a la cunicultura.

Por último, y debido a la polémica con Cataluña, Castilla y León es la segunda Comunidad española que más conejos produce, pero es una de las que menos consume, aspecto que genera muchas controversias con los productores catalanes, que son junto a Valencia, los máximos consumidores de conejo. Por tanto, desde Castilla y León se rigen por la Lonja Única, mientras que Cataluña mantiene la suya propia con precios diferentes.