El PP 'vende' una pequeña ciudad deportiva junto al pabellón Lazarillo que no estará lista hasta 2021

Pabellón rocódroma Lazarillo de Tormes

El concejal de Deportes anuncia un proyecto de 2,1 millones para crear nuevas zonas deportivas junto al pabellón Lazarillo, pero todavía no hay ni siquiera proyecto. Mientras, el pabellón seguirá sin calefacción en los vestuarios.

El equipo de Gobierno quiere terminar la legislatura por todo lo alto y ha empezado a prometer proyectos que corresponden al próximo mandato y que no ejecutará el mismo gobierno municipal. Es el caso de una nueva ciudad deportiva dedicada a los deportes de rueda y a especialidades novedosas de la actividad física, que se quiere hacer en el entorno del pabellón Lazarillo y que no estará lista en ningún caso hasta finales de 2020 o 2021 porque no ha iniciado siquiera su tramitación.

 

El proyecto está presupuestado en algo más de 2,1 millones de euros y todavía no ha echado a andar. De hecho, no existe proyecto y ni siquiera se ha contratado su redacción. Por supuesto, no hay obras. Según las fechas presentadas por el concejal de Deportes, Enrique Sánchez Guijo, ahora se va a contratar la redacción del proyecto, que tendrá un plazo de cuatro meses; tras adjudicar este contrato, se iniciará la licitación de la obra, que deberá prolongarse durante 18 meses. Eso lleva la actuación, al menos, hasta julio de 2020, sin contar con los tiempos de tramitación, con lo que es más que probable que no sea realidad hasta finales de ese año o comienzos de 2021.

 

En cuanto al proyecto en sí, consiste en crear nuevos equipamientos deportivos para ocho especialidades que carecen de instalaciones específicas en Salamanca. Se hará una pista de hockey patines, cubierta y con iluminación, un patinódromo, una pista roller, un rocódromo, varias pistas polideportivas y una zona de deportes de calle. A ello se sumará un módulo indoor de 400 metros caudrados anexo al actual pabellón para la práctica de tiro con arco, esgrima y tenis de mesa.

 

El proyecto servirá para que, al fin, el pabellón Lazarillo de Tormes tenga calefacción en sus vestuarios; y se sustituirán todos los tableros de baloncesto. Estas dos actuaciones son urgentes y necesarias, pero quedan para dentro de dos años al ir incluidas en el proyecto de los nuevos equipamientos deportivos.

Comentarios

sanjo 13/09/2018 13:43 #1
y mientras en la xona del fronton de san jose sin espacio ni xonad para aparcar

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: