El Plan de Movilidad Urbana Sostenible ya está en marcha

(Foto: F.Rivas)

Estará abierto a nuevas propuestas a pesar de que ya se haya aprobado en pleno    

El Plan de Movilidad Urbana Sostenible de Salamanca contará con nuevas incorporaciones que se irán sumando al texto ya aprobado inialmente este viernes en el pleno municipal del Ayuntamiento.

 

El concejal de Fomento, Carlos García Carballo, ha reconocido que este documento no trata de ser algo cerrado sino que puede modificarse e incorporar nuevas medidas, como las ya previstas para el fomento del uso del coche eléctrico.

 

Además, ha animado al Grupo Socialista a proponer otras medidas que puedan formar parte de este plan, que se presentó en un documento inicial hace un año y que ahora ha iniciado su tramitación después de la incorporación de cerca de la mitad de las propuestas y alegaciones presentadas por diferentes colectivos.

 

 

Entre los cambios no se encuentra ninguna del Partido Socialista, una ausencia que según los populares se debe a la “desidia” de los integrantes de la oposición pero que, según los socialistas, se debe a que no han contado con ellos y que incluso han llegado al pleno sin que el equipo de Gobierno les haya aportado una copia del plan.

 

Sobre este último asunto, García Carballo les ha dicho que han tenido un año para presentar propuestas y que en esta última semana han tenido el documento completo colgado en la página web municipal.

 

Por su parte, el concejal socialista Joaquín Corona ha lamentado que no les hayan facilitado una copia directamente y que, previamente, no hayan contado con ellos. Por este motivo, ha criticado que los representantes del equipo de Gobierno tengan “muy poca educación democrática”.

 

PLAN DE MOVILIDAD

 

 

 

El plan recoge en su texto que la ciudad de Salamanca contará, una vez se cumpla el nuevo plan, con más del doble de kilómetros de calles peatonales. Pasará de los 11,5 de los que dispone actualmente a los 27 que contempla el nuevo documento.

 

 “A corto plazo” estará completado el proyecto de peatonalización de las calles Azafranal y Pozo Amarillo (tramo inicial desde Santa Eulalia hasta Correhuela), Palominos, Serranos, Cervantes, Rabanal, Carniceros, Tahonas Viejas, Deán Polo Benito, Vázquez Coronado, Padilleros, Rector Tovar, Rector Lucena, Santos Jiménez, Luis Hernández Contreras, Quintana, Juan del Rey, Prado, Íscar Peyra (hasta Cuesta del Carmen), Ancha, Ramón y Cajal hasta Fonseca, Plaza de la Merced, Veracruz, Bajada de Tentenecio, Trilingüe y Las Mazas.

 

En lo referente al uso de la bicicleta, uno de los objetivos del Plan de Movilidad es “fomentar su uso”, y también que peatones, ciclistas y vehículos “convivan de forma ordenada y sin conflictos”, tal y como ya explicó el alcalde el día de su presentación. 

 

También se van a construir nuevos carriles bici, nuevos aparcamientos para bicicletas y nuevas bases del sistema de préstamo Salenbici. Salamanca tendrá un total de 48,5 kilómetros de carril bici. A corto plazo se prevé cerrar el anillo actualmente existente en torno al centro de la ciudad, ampliar las conexiones al centro y conectar con los polígonos industriales del Montalvo y de Los Villares.

 

TRANSPORTE PÚBLICO

 

 

Acerca del transporte público, el Plan recoge la propuesta de optimización del transporte urbano que ya se ha puesto en marcha. Entre las novedades del Plan en lo referente al transporte colectivo, se establece una zona en el Paseo de Canalejas y la calle Alamedilla para la regulación del bus metropolitano, un lugar para el tiempo de espera de estos autobuses, en lugar de en la Gran Vía, donde seguirá habiendo parada.

 

Para facilitar las maniobras de los autobuses se abrirá la mediana del Paseo Canalejas a la altura de la calle Padilla y posibilitar el giro de los autobuses a la izquierda en dirección Sur.

 

 

Para el bus interurbano, que tiene su destino en la Estación de Autobuses, se prevé la posibilidad de hacer una parada intermedia en cada viaje, en los lugares que se determinarán.

 

 

APARCAMIENTOS

 

En cuanto a los aparcamientos subterráneos, el Plan recoge varias ubicaciones para su construcción en Garrido, San Antonio, Victoria Adrados, La Alamedilla, avenida de Mirat y uno conjunto de las plazas del Bretón y de San Román.

 

 

Asimismo, se establece la posibilidad de acceder en propiedad a plazas de parking. Los estudios previos (viabilidad, adaptación del PGOU, y forma de gestión) de los aparcamientos subterráneos previstos se iniciarán de forma “inmediata”, tras la aprobación del Plan al objeto de impulsar su puesta en servicio en función de la demanda y necesidades existentes.

 

ZONA ORA

 

También se producirá una  reordenación de las zonas ORA. Se unifican las actuales zonas 1 y 2 en la zona 1, porque, como consecuencia de las peatonalizaciones del centro histórico, los residentes en la zona 1 se quedarían prácticamente sin plazas de aparcamiento. Los actuales titulares de la zona 2 no tendrán que renovar su autorización, y podrán seguir usando el mismo distintivo para aparcar en la nueva zona 1.

 

 

También, se producirá una reordenación de las actuales plazas. Se crearán 718 plazas, de ellas 354 para residentes. La mayor parte de las nuevas plazas ORA se ubicará en la zona sur del Paseo Rector Esperabé y en la zona comprendida entre la Gran Vía y el Paseo de Canalejas. También se crean nuevas plazas entre Padre Cámara y la Avenida de Portugal, así como en la calle Víctor García de la Concha.

 

TARJETAS

 

En este apartado de aparcamiento, se establece la supresión de las tarjetas de aparcamiento en rotación que existían hasta este momento. Solo se dispondrá de estas tarjetas por razones de seguridad pública, de atención a emergencias y de servicio público. 

 

Además, las autorizaciones para plazas de aparcamiento reservadas se limitarán a administraciones públicas, centros de salud, transporte escolar y parroquias para bodas y funerales, además de las paradas de taxi, carga y descarga y personas con movilidad reducida. También podrán tenerlas hoteles, autoescuelas y funerarias, abonando la tasa correspondiente.

 

Por último, el plan incluye dos puntos de encuentro de visitantes. Uno se situará en la zona Sur, en la Plaza del Mercado Viejo, y otro se ubicará en la acera norte de la avenida de Mirat.