El partido, Silvia, Alana, las jóvenes... repaso de Ortega tras finalizar el duelo ante Quesos El Pastor

Ortega observa el partido desde la banda (Foto: Teresa Sánchez)

El entrenador de Perfumerías Avenida habló sobre el partido y las razones por las que se complicó. No se quedó en la excusa del cansancio y habló de cierta falta de concentración. Se refirió también a varias de las protagonistas de la plantilla. 

La victoria se sufrió y así lo valoraba el técnico. "El inicio fue bueno y creo que posiblemente eso nos ha relajado. Hemos cargado dentro y nos hemos puesto 11-2 y quizás perdimos un poco la concentración. No hemos mantenido una línea acorde a esta Liga porque si a veces estás y a veces no, corres el riesgo de perder".

 

Sobre el posible cansancio que podría tener la plantilla tras el duelo ante Ekaterimburgo. "Sí, posiblemente se haya notado pero no creo que sea algo determinante. Hay una fatiga pero tenemos que estar más atentos. En la medida que estás más fundido tiene que aumentar tu concentración en el juego y quizás nos hemos dedicado a adornarnos un poco y al final ha habido mucha imprecisión", reconoció.

 

El entrenador de Perfumerías Avenida reconocía que se nota cuando no está Silvia Domínguez: "Eso es evidente y Ángela y Carmen necesitan más de experiencia pero si quieres sacar a una jugadora para adelante tenemos que correr riesgos. Todo lo que podamos quitar a Silvia, se lo quitaremos, es evidente que ella es el entrenador en el campo pero hay que hacerlo". Y además asegura que será así durante buena parte de la Liga porque hay razones para ello. "Estamos en enero, tenemos la Copa, la Liga, Euroliga y muchos envites y si podemos, tenemos que guardarla a ella y a alguna más. Es un riesgo que hay que asumir". Y recuerda además que viene un partido tremendo en Ekaterimburgo. "Lo que hizo ella allí no es fácil. Un nivel de intensidad físico, mental y encima su pie así que lo que podamos quitarle hay que quitárselo. Luego la gente tiene que entender que las jugadoras jóvenes no siempre van a ser regulares y no pasa nada. Son gente joven y hay que animarla". 

 

Sobre el papel de Alana Beard, recién llegada, asegura que quiere verla como al final. "Lo que ha hecho al final es lo que tenía haber hecho todo el partido. Al principio ha querido ser colectiva pero al final es cuando ha dicho, vamos a ver, y se ha ido directa al aro. Tiene una marcha más pero conociéndola su actitud ha sido de colectividad, de no abusar de tiros, para ganarse a las compañeras pero está bien". 

 

El miércoles toca viaje a Hatay y así lo vive él y la plantilla. "Estamos bien, siempre está la cosa de que vamos a un lugar donde hay un conflicto pero yo tengo claro que si no nos prohiben ir, es que se puede ir". 

Noticias relacionadas