El nuevo carril bici desde San Vicente, cerrado por pintura y con un mes de retraso

El nuevo carril bici desde Portillo de San Vicente, todavía en fase de pintura.

El nuevo tramo de carril bici tenía que estar terminado desde hace un mes, pero todavía este jueves ha estado cortado por pintura, igual que uno de los pasos peatonales.

El nuevo acceso peatonal y ciclista al complejo hospitalario desde San Vicente está pendientede su finalización cuando ya acumula un mes de retraso con respecto a los cuatro meses fijados para su finalización. El Ayuntamiento de Salamanca aseguró que estaría a finales de septiembre y, de momento, no es así. Al menos, no totalmente.

 

Ya pueden circular por este paso los peatones, al haberse abierto la parte que les corresponde: una escalera desde el portillo de San Vicente y una acera. Pero de momento los ciclistas que quieran usar este paso no lo pueden hacer. El trazado está hecho desde hace semanas y se ha pintado, pero este jueves (como muestra la foto) estaba cerrado porque había operarios dando los últimos toques de pintura en paredes, operación que ha obligado a cerrar uno de los dos lados del recorrido peatonal y el carril bici por completo. El acceso estaba este jueves vallado a la espera de la finalización de los últimos retoques.

 

 

En todo caso, ya se puede ver el diseño del acceso, que cumple con el objetivo de ser accesible al sustituir los tramos de escaleras y las estrechas aceras que tenía antes... pero se han cambiado por una pronunciada rampa. Desde la entrada del nuevo acceso es fácil darse cuenta de que el arranque del carril bici va a ser casi un tobogán con una importante pendiente, en pocos metros, baja de un nivel al otro lo que puede generar problemas tanto de subida como de bajada. Al menos, a su entrada hay una señal que advierte a los peatones sobre la prohibición de circular por el carril bici.

 

En cuanto a su uso, desde San Vicente al hospital los ciclistas tendrán que frenar si no quieren desembocar demasiado deprisa frente a la facultad de Enfermería, donde se encontrarán con tráfico de personas hacia el hosipital y el campus y de coches hacia el parking. De subida va a ser casi peor. En pocos puntos de la red de carril bici se puede encontrar un repecho con la pendiente que hay que superar para circular desde el campus y hacia el centro histórico. Esos últimos metros se le van a hacer largos a más de uno.

 

 

CONEXIÓN DEL CENTRO CON HOSPITALES

 

El nuevo tramo baja desde el portillo de San Vicente, donde se estrena un nuevo acceso tras eliminar la enorme roca que lo restringió durante años. El nuevo vial para bicicletas permite unir todo el centro histórico a través de esta zona próxima al cerro de San Vicente y poder trasladarse hasta el campus Unanumo. El recorrido desemboca en el paseo Francisco Tomás y Valiente, donde entronca con otro ramal del carril bici ya existente. El nuevo tramo partirá de la confluencia de las calles García Tejado y San Vicente, en el acceso al propio portillo de San Vicente, con el que se consigue la conexión de la red de carriles bici existente con el centro histórico dando así cumplimiento a esta demanda de las asociaciones ciclistas.