El hospital ya prueba un nuevo grupo de fármacos que disminuye la recaída en pacientes con cáncer de mama

En el Día Mundial del Cáncer de Mama, el oncólogo en el Complejo Hospitalario de Salamanca, César Rodríguez, asegura que el verdadero reto son "las mujeres que no se curan". 

César Rodríguez, oncólogo en el hospital de Salamanca

La crisis sanitaria del coronavirus ha tenido un gran impacto en Salamanca, como en el resto del país y el mundo, con cientos de miles de personas afectadas de forma directa por el virus, pero sus consecuencias también han afectado de forma indirecta a otras tantas. Durante los primeros meses de la pandemia los recursos sanitarios se organizaron de forma que operaciones no urgentes e incluso las pruebas diagnósticas, quedaron en suspenso para concentrar todos los recursos humanos y materiales en la lucha contra la Covid-19.

 

Sobre esto, habla César A. Rodríguez, oncólogo en el Complejo Asistencial Universitario de Salamanca, quien deja claro que "no tenemos datos concretos que nos indiquen que en el caso del cáncer de mama haya habido retrasos significativos o pacientes que se estén diagnosticando de manera muy tardía". "Sabemos que durante la crisis se han demorado algunas pruebas y algunas intervenciones, pero no necesariamente los retrasos que se han dado han tenido que influir en el pronóstico de las pacientes, puesto que esas demoras han sido relativamente escasas debido al esfuerzo de todos los profesionales implicados".

 

Pero no todo es coronavirus en el hospital, por lo que en el Día Mundial del Cáncer de Mama queremos ahondar un poco más en esta enfermedad de este médico, quien hace especial hincapié en llevar hábitos saludables. "Si consiguiéramos disminuir el consumo de alcohol, tabaco, el exceso de azúcaresy calorías, hacer más deporte y llevar una alimentación baja en grasas, la incidencia de esta enfermedad disminuiría de manera significativa en las próximas décadas; e incluso si se habla de recaer tras haber padecido un cáncer de mama, hay menos posibilidades si se lleva a cabo una vida sana". 

 

Como dato positivo se podría hablar de la tasa de supervivencia. "Durante estos meses seguimos teniendo datos muy llamativos de mejora en tratamientos de cáncer de mama, tanto para las pacientes con estadios precoces, con más posibilidad de curación, como aquellas con recaídas y estadios avanzados que aunque frecuentemente no podemos curarlas podemos conseguir supervivencias prolongadas con muy buena calidad de vida". 

 

 

En este momentos "estimamos que a los cinco años del diagnóstico, en torno al 90% de las pacientes con cáncer de mama estarán libres de recaída, pero esta afirmación no debe equipararse a curación, se habla de pacientes que no han recaído en cinco años". Luego, "hay un pequeño grupo de pacientes que pueden tener recaídas entre el quinto y el décimo año, estaríamos estimando que en torno al 80-85%, a diez años del tratamiento se puedan curar". 

 

Cabe destacar que un grupo del Complejo Asistencial de Salamanca ha participado en un relevante estudio a nivel mundial "ha demostrado que en aquellas pacientes que tenían mayor riesgo de recaída, aquellas con tumores grandes o ganglios afectados en la axila, la incorporación de una nuevo fármaco ha conseguido mejorar un poco más esos resultados en términos de curación para pacientes con tumores con receptores hormonales, las que consideramos hormonodependientes. A dos años hemos conseguido que haya un 3,5% menos de recaidas, superando ya la barrera del 90% de pacientes libres de enfermedad". 

 

Según el especialista, estos datos, obtenidos con 'Abemaciclib', tienen el valor de que es un tratamiento sencillo, por vía oral que ya había sido capaz de demostrar que es capaz de controlar la enfermedad de una forma mucho más eficaz en las pacientes con tumores hormonodependientes metastásicos.

 

¿Pero qué pasa con aquellas que no se curan? "Nuestro verdadero reto son las pacientes con recaída, las que no se curan... Cada vez conseguimos resultados más satisfactorios en términos de supervivencia prolongada, el tratamiento es selectivo, con medicina personalizada donde en los últimos dos años los resultados duplican tanto la supervivencia como el tiempo de control del tumor. Viven más y mejor con tratamientos menos tóxicos". 

 

Finalmente, el oncólogo no ha querido olvidarse de ese 1% de personas que también sufren cáncer de mama, los hombres. "Rara vez están en los estudios de investigación, hay que unir todos los esfuerzos porque hay muy pocos en hombres, en España unos 500 varones cada año, por tanto, la manera de tener información para estos es agrupar casos y realizar estudios e investigación con colaboración entre centros ", ha concluido. 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: