El Helmántico hace la ola; el Guijuelo cumple su sueño

Fotos: De la Peña
Ver album

El CD Guijuelo cae derrotado de manera contundente frente al Atlético de Madrid en El Helmántico, que rememoró las noches grandes de fútbol y devolvió a Salamanca al lugar que nunca debió perder. El equipo de Fabregat dio la cara mientras pudo.

 

 FICHA DEL PARTIDO

 

0 CD GUIJUELO: Kike Royo; Álvaro (m. 57 Jonathan), Ayala, Héctor, Aspas; Maiki (m. 57 Nestor), Juliá, Luque, Piojo; Carmona (m. 70 Dimas) y Pino.

 

6 ATLÉTICO DE MADRID: Moyá; Vrsaljko, Savic, Giménez, Lucas; Caio (m. 68 Alberto), Saúl, Gaitán, Thomas; Correa (m. 84 Olabe) y Carrasco (m. 57 Roberto).

 

ÁRBITRO: Undiano Mallenco. Amonestó a Héctor (m. 29) por parte del CD Guijuelo y a Savic (m. 60) por parte del Atlético de Madrid.

 

GOLES: 0 – 1 minuto 28, Saúl (p). 0 – 2 minuto 44, Vrsaljko. 0 – 3 minuto 49, Carrasco. 0 – 4 minuto 52, Carrasco.  0 – 5 Correa, minuto 57. 0 – 6 minuto 84, Roberto.

 

EN DETALLE: Partido correspondiente a la ida de 1/16 de Copa del Rey que ha enfrentado en El Helmántico a CD Guijuelo y Atlético de Madrid ante casi 17.000 espectadores en un lleno del estadio.

 

Sueño cumplido... a medias. El Helmántico rememoró una noche de gran futbol recuperando el primer nivel en un duelo de Copa del Rey en el que se impuso la lógica y en el que el CD Guijuelo hizo lo que pudo con lo que tenía y que se llevó algo más que un duro resultado: la lesión del capitán Jonathan Martín. Duro golpe...

 

No en vano, la fiesta del fútbol se vivió en el mítico templo, ex de la UD Salamanca, pese al duro resultado que deja al Guijuelo sin opciones para la vuelta y con el choque ante el Racing de Santander en el horizonte.

 

Fabregat sacó al terreno de juego un once con jugadores titulares y otros que han contado con menos oportunidades, con el único fin de probar, ver cosas y llevar a cabo su particular pretemporada. Así, Ayala, Álvaro, Maiki, Piojo y Luque regresaron a un once para demostrar que tienen un hueco en este equipo.

 

Desde el inicio, el CD Guijuelo quiso ser protagonista a través del balón y lo consiguió, porque no dudó en salir jugando desde atrás pese a la presión asfixiante de los de Simeone. Además, la premisa era clara en la salida de presión para buscar a Carmona o Piojo y generar ventajas por velocidad.

 

No en vano, cada vez que los de Simeone robaban el balón o salían a la contra era una llegada con peligro. En una de ellas, en el minuto 16, una pérdida de Álvaro en banda derecha iba a dejar Gaitán sol por banda, cuyo centro lo remató Correa mordido dentro del área, obligando a Kike Royo a salvar la primera para el Guijuelo.

 

Pasaban los minutos y el Atlético de Madrid apenas  generaba peligro hasta que en el minuto 28, un regalo de Héctor terminó en un derribo sobre Carrasco dentro del área que Undiano Mallenco sancionó como pena máxima, aunque el defensa del CD Guijuelo tocó balón. Kike Royo le adivinó las intenciones a Saúl, pero no pudo obrar el milagro. 0-1, hasta el momento, injusto.

 

A partir de ahí, el partido se tiñó de color rojiblanco y en el 33, Kike Royo volvió a desbaratar una acción de Carrasco dentro del área, ya con los de Simeone teniendo más balón y poniendo en apuros a un Kike Royo que volvió a hacerse grande en otra parada ante Correa, que mandó milagrosamente a córner. En el 44, un gran cambio de juego de Thomas llegó a Vrsaljko que, con una gran volea, batió a Kike Royo por el primer palo, poniendo un 0-2 contundente.

 

Así, los primeros 45 minutos tocaron a su fin con un público entregado a la causa, pero con un Guijuelo que tenía continuidad con balón, pero que no pisó el área de Moyá.

 

SALIDA Y... CARRASCO

 

En la reanudación, y casi sin haber calentado las piernas, Carrasco se encargó de sentenciar el partido en el 49 tras un mano a mano con Kike Royo, que resolvió a la perfección. Solo tres más tarde, en el 52, el belga volvió a aprovechar un error del equipo de Jordi Fabregat para hacer el 0-4 ante un Guijuelo ya roto físicamente.

 

La 'manita' llegó en el 57, obra de Correa en otra entrada de Carrasco por derecha, inalcanzable para Roto. Acto seguido, Fabregat dio entrada a Jonathan y 'el brujo' Nestor Gordillo para aguantar al equipo y que no se viniese aún más abajo.

 

De hecho, en el 59, Pino tuvo un mano a mano con Moyá para hacer el de la honra, pero su disparo, con más colocación que potencia lo detuvo el arquero colchonero sin dificultad. El partido, ya sin historia, dejó la peor noticia para el CD Guijuelo en forma de lesión, y de uno de sus puntales, como el capitán Jonathan Martín, que se rompió, y con él se agravaron los problemas de equipo que vio como Roberto hacía el 0-6 cuando el partido agonizaba.

 

Día de gloria en el Helmántico, día de sueños cumplidos y de otros que quedan por cumplir... ganó el fútbol, eso siempre...

Noticias relacionadas