El equipo de Gobierno oculta a los grupos de la oposición el plan de seguridad vial que prometió consensuar

Carlos García Carbayo, concejal de urbanismo, acompaña al alcalde, Alfonso Fernández Mañueco. Foto: De la Peña

El PSOE exige una copia del plan que Mañueco sigue sin entregar a toda la oposición impidiendo la participación, aunque se comprometió a abrir el plan a la participación de vecinos y el resto de partidos.

El Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Salamanca ha presentado este miércoles un escrito en el consistorio salmantino donde se pide al equipo de gobierno municipal encabezado por Mañueco la entrega del documento completo, y el contenido en su totalidad, del Plan de Seguridad Vial presentado por el Delegado de Tráfico a los medios de comunicación y del que todavía no ha informado a los grupos con representación en el Pleno, al menos a dos de ellos, y en los distintos órganos municipales.

 

Un documento que, a juicio de los concejales socialistas, tiene y debe estar abierto a la participación y el control del resto de representantes municipales que forman parte de la Corporación por su trascendencia y su importancia en el objetivo de hacer de Salamanca una ciudad más segura reduciendo los accidentes. De hecho, así lo comprometió el concejal delegado, Carlos García Carbayo, el día que presentó el plan, momento en el que dio a conocer que estaba en formato de proyecto a la espera de las aportaciones de oposición y ciudadanos.

 

Y mucho más, asegura el PSOE, "teniendo en cuenta que este plan, del que el Ayuntamiento de Salamanca carecía, es una iniciativa y una propuesta del PSOE que el Grupo Municipal Socialista llevo a la Comisión de Policía, Tráfico en noviembre del 2016, que luego el alcalde de la ciudad hizo suya, adquiriendo el compromiso de su elaboración, reiterado por última vez  en el primer Pleno extraordinario sobre el estado de la ciudad".

 

"La falta de compromiso del equipo de gobierno municipal encabezado por Mañueco, su opacidad, falta de diálogo y altura de miras, con el amparo y la complicidad de su cónyuge político Ciudadanos, vuelve a quedar demostrado una vez más con este nuevo intento por obstaculizar la participación, las aportaciones y el control en una cuestión tan importante para la ciudad como es la seguridad vial, y que debe contar no solo con toda la Corporación sino también con la integración de todos los colectivos ciudadanos implicados en la movilidad urbana", asegura el grupo socialista.

Noticias relacionadas