El cuento infantil de Teo que descubre el cáncer ya ayuda a las familias del hospital: "Es muy real"
Tribuna mini Saltar publicidad
Asanz 600x800 file
Cyl dots mini

El cuento infantil de Teo que descubre el cáncer ya ayuda a las familias del hospital: "Es muy real"

Cynthia Castilla y María Martín, psicooncóloga de Pyfano (Foto: T. Navarro)

En esta ocasión, el pequeño Teo acompaña a los menores y sus familias para que comprendan la enfermedad que se les ha diagnosticado y ayudarles con el tratamiento. Lo cuenta Cynthia Castilla, psicooncóloga  de la Asociación de padres, familiares y amigos de niños oncológicos de Castilla y León (Pyfano).

Cada año se diagnostican en España en torno a 1.500 casos de cáncer en menores. Un auténtico mazazo para las familias, que ven cómo su vida da un vuelco de un día para otro. Sin tiempo para poder asimilar una noticia así, los padres tienen que sacar fuerzas y hacer frente a las preguntas y dudas del menor enfermo y de sus hermanos/as. 

 

Para asumir este tipo de situaciones y de la mano de la farmacéutica Bayer nace el cuento 'Teo descubre el cáncer'. Lo cuenta una de sus creadoras, Cynthia Castilla, psicooncóloga de la Asociación de padres, familiares y amigos de niños oncológicos de Castilla y León (Pyfano).

 

Junto con Bayer, han colaborado también la Asociación de Padres, familiares y Amigos de Niños Oncológicos de Cataluña (Afanoc); expertos de los hospitales del Vall d'Hebrón y de Sant Joan de Déu a través del Grupo Kids Barcelona, la Sociedad Española de Hematología y Oncología Pediátrica (SEHOP) y el grupo Planeta.

 

Tras múltiples reuniones de trabajo "se decidió orientar este proyecto directamente pensando en el proceso del niño y la familia. Haciendo un proyecto de sensibilización". De esta forma "creamos una herramienta que permitiera informar a los más pequeños sobre el cáncer y su proceso a través de un personaje entrañable como es TEO". 

 

Para Cynthia poder participar en ello es "un regalo. Cuando nos los propusieron no tuvimos duda. Que un personaje de toda la vida como TEO permitiese acercar nuestra realidad, la que vivimos todos los días, es algo importante y va a ayudar a la gente". Sobre todo, "queríamos que fuera real, una visión serena y sin tabúes". 

 

Si para cualquier adulto es una situación complicada, en el caso de un niño se necesitan más recursos para comprender la enfermedad y sus consecuencias. "El objetivo de este recurso es facilitar el la comprensión del proceso y los cambios que ocasiona la enfermedad, involucrando a todos los miembros de la familia, especialmente a los hermanos/as".  

 

Además, hablar de la realidad de esta enfermedad de una forma "natural" y dejando aflorar emociones y sensaciones es uno de los objetivos de este cuento. "Se refleja la importancia del trabajo interdisciplinar, cada profesional es una parte importante y necesaria, así como el papel de las asociaciones de pacientes”, refleja.

 

 

En esta ocasión y tal y como detalla, el personaje de TEO no es el niño enfermo de cáncer, juega el papel de hermano. "Vamos a encontrar la historia de Pablo. Un día, en el parque, se empieza a encontrar mal, tiene dolor en la pierna. A partir de ahí acuden al hospital y comienza el recorrido de pruebas hasta el diagnóstico de cáncer". 

 

"Después llega el tratamiento, ingreso, conoce a voluntarios, enfermeras, payasos de hospital. En todo este proceso de recuperación puede volver al cole, colaborar con asociaciones... Son trece viñetas que reflejan el proceso de manera sencilla". Las palabras que se usan son sencillas y con el fin de derribar mitos y facilitar la expresión de sentimientos y dudas.

 

El cuento no está a la venta, pero puede descargarse de forma gratuita a través de la web Medicina de Precisión, en la que, además, se puede hacer un donativo para las asociaciones participantes. El formato papel estará sólo disponible en los hospitales. Salamanca ya cuenta con él, "la acogida ha sido muy buena"

 

Por todo ello, el cáncer infantil sigue siendo un desafío para nuestra sociedad. La investigación es la herramienta para mejorar las tasas de supervivencia del cáncer pediátrico, especialmente en aquellos subgrupos con peor pronóstico, así como para disminuir las secuelas a largo plazo de los supervivientes.

 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: