El Corona Sol recibe el 'golpe de gracia': anulada la última licencia 'en pie' del hotel
Cyl dots mini

El Corona Sol recibe el 'golpe de gracia': anulada la última licencia 'en pie' del hotel

Hotel Corona Sol. Las vistas desde un hotel ilegal

·El Supremo no admite el último recurso de la propiedad y queda anulada la licencia de hotel e inicio de actividad.

El polémico hotel Corona Sol ha recibido un nuevo varapalo judicial con la anulación, firme y definitiva, de la licencia de hotel e inicio de actividad, la última que tenía en pie y que, desde ahora, es también papel mojado como la licencia de cambio de uso que permitió pasarlo de apartamentos a establecimiento hotelero y la licencia ambiental para su construcción. La nulidad de la licencia se ha conocido este mismo día 19 de noviembre tras comunicar el Tribunal Supremo que no admitía el recurso de casación interpuesto por la propiedad, Palco3, contra las sentencias del juzgado de lo contencioso y el TSJCyL que ya anularon previamente esta licencia en concreto.

 

La decisión del Supremo convierte en firmes las sentencias anteriores que fallaban contra las irregularidades cometidas, y de paso ha condenado en costas a la promotora y propietaria del edificio. En este caso, el hecho de tener otras licencias anuladas en última instancia ha sido argumento suficiente para no admitir el recurso de casación. Pero lo más importante es que acerca un poco más el momento de actuar para que el edificio, ahora del todo ilegal, cumpla la normativa.

 

El fallo del alto tribunal confirma la situación de ilegalidad en la que se encuentra el edificio y complica todavía un poco más si cabe su futuro. En los próximos días, las partes implicadas tendrán comunicación de la firmeza de la sentencia del TSJCyL tras la decisión del Supremo de no tocar más el asunto, con lo que se reforzará la situación que se vive desde hace unos días, cuando la licencia ambiental entró en la misma situación: anulada de manera firme y definitiva.

 

La nulidad de la licencia de cambio de uso, de la ambiental y de la de hotel y primera utilización suponen el derrumbe del castillo de naipes judicial construido para intentar retrasar lo que cada vez es más inexorable: hacer cumplir la legalidad y actuar contra este edificio. Así se acordó en el último pleno municipal, con un inédito acuerdo de todos los grupos políticos que incluía por primera vez al PP, con lo que el Ayuntamiento de Salamanca, gobernado por los 'populares' cuando se dieron las licencias, tiene ahora la papeleta de hacer algo, y la obligación de ejecutar las sentencias judiciales.

 

Otra cosa será en qué se traduce esa necesaria ejecución de sentencia. El consistorio considera que las irregularidades son reparables y que no hará falta cerrar, pero además de corregir alturas de chimeneas, hay que hablar del exceso de edificabilidad cometido y, ahora también, de la falta de la licencia necesaria para que el edificio tenga abiertas sus puertas con su actual actividad. La altura de las chimeneas podría corregirse, aunque hay otras cuestiones ambientales como los estractores de aire que han sido denunciadas por los vecinos, pero compensar la edificabilidad de más o mantener abierto el hotel sin la licencia preceptiva se antoja complicado.

Noticias relacionadas