El 'bloqueo' de Extremadura por la vacunación determina el precio de los terneros en Salamanca

(Foto: Chema Díez)
Ver album

El mercado de ganado contó con una elevada cifra de animales, con casi 2.200 ejemplares, cifra que descenderá en semanas próximas por la restricción de movimientos.

 

Extremadura sigue condicionando las decisiones de la mesa de vacuno de vida de la Lonja de Salamanca. Y es que, la jornada de este 15 de abril, ha sido la última (hasta dentro de un mes), en la que los animales procedentes de esa comunidad autónoma pueden salir de esas 'fronteras', con destino a cualquier parte de España.

 

Y, como no, el mercado de ganado de Salamanca, tampoco podrá contar con animales procedentes de Extremadura. La última vez que lo ha hecho (hasta dentro de un mes) ha sido este 15 de abril, por la restricción de movimientos sanitarios, y este hecho se dejará notar en la asistencia de animales en próximas semanas. Así lo dejaron claro los profesionales en la mesa de debate.

 

De este modo, los ganaderos indicaron que el campo sigue estable “y al mercado le ha costado un poco, influido por el factor Extremadura, y seguro que la semana que viene hay menos animales y habría que repetir precios, ya que los animales podrían venir hasta la fecha de hoy”, dijo Emilio Ortega.

 

Raúl del Brío dijo que hay estabilidad, “con un mercado bueno para la cantidad de ganado existente, mientras que el campo sigue estable y creo que es semana para esperar a ver qué pasa con el tema de Extremadura”.

 

Ricardo Escribano señaló lo mismo que sus compañeros, aludiendo también al tema de la vacunación en Extremadura, por lo que el futuro dirá lo que hay que hacer con los precios. “Enterarse con seguridad absoluta de cómo son las operaciones en el mercado es muy difícil, porque la gente no dice la verdad y no hay transparencia en los precios. Es algo que no se arregla. Los terneros pasteros valen muchísimo dinero”.

 

“El último día que podía venir ganado de Extremadura ha sido hoy y la revacunación se retrasa de 21 a 28 días, una semana más”, explicó en la mesa el propio Ricardo Escribano.

 

Por el contrario, los tratantes aseguraron que se trata de una semana de estabilidad “en el campo, mientras que en el mercado se han vendido mejor las hembras que los machos, con la duda de saber qué pasa con Extremadura”.

 

También aseguraron que los terneros en el mercado “eran de mucha calidad, pero con ventas lentas, quizá por la cantidad de animales presentes en el recinto”.

 

La polémica surgió cuando Ricardo de la Iglesia indicó que los terneros en el campo se venden “por debajo de lo que marca la Lonja”, lo que generó un debate entre Escribano y Del Brío por una situación que ven de maneras diferentes.

 

A la hora de cotizar, los tratantes solicitaron una repetición de los precios (aunque venían con intención de bajar), al igual que los ganaderos, que compartieron la misma opinión, decisión final de la mesa para machos y hembras.

 

VACUNO DE CARNE

 

Por su parte, la mesa de vacuno de carne optó, sin lugar a la polémica, por una repetición de los precios de machos y hembras.

 

Así, los compradores no ofrecieron muchas novedades y aseguraron que la semana era igual que la anterior, “sobrando muchas terneras, pero sin mucho peso, con el añojo un poco mejor, porque también sobra algo”.

 

La hembra está mucho peor que el macho, “con una semana de transición”, por eso abogaron por una repetición de precios.

 

Los ganaderos, por su parte, no tuvieron muchas diferencias con los compradores, aludiendo a la “estabilidad, como semanas anteriores. El añojo está mejor, no así la hembra, que está más pesada”.

 

A la hora de cotizar, no hubo lugar a la polémica y ambos sectores pidieron una repetición de los precios para machos y hembras.