El Ayuntamiento reinicia de urgencia la obra de la ciudad deportiva Lazarillo para no perder los fondos europeos
Cyl dots mini

El Ayuntamiento reinicia de urgencia la obra de la ciudad deportiva Lazarillo para no perder los fondos europeos

Recreación de las instalaciones de la nueva ciudad deportiva de Tejares-Lazarillo.

La obra, adjudicada a la misma empresa con la que se rompió el contrato del Reina Sofía, estaba parada y no avanzaba.

El Ayuntamiento de Salamanca ha tenido que volver a licitar la construcción de la nueva ciudad deportiva Lazarillo, entre Tejares y Buenos Aires, tras romper el contrato con la primera concesionaria que tenía paradas y sin terminar las obras. Eso supondrá un retraso en el plazo previsto de ejecución porque era de 14 meses desde diciembre de 2019 y ahora se otorga otro año para intentar acabar el proyecto. La finalización urge porque se podrían perder los fondos europeos del proyecto.

 

La nueva licitación le va a costar al consistorio 2,5 millones de euros y el contrato se va a sacar por concurso restringido a una serie de empresas y se va a tramitar por urgencia del expediente. El motivo es sencillo. La anterior concesionaria ha agotado buena parte del plazo disponible para ejecutar la obra y existe el riesgo de perder los fondos europeos con los que se paga como parte del programa Tormes+. De este modo, la licitación se hará de manera rápida igual que la tramitación para intentar llegar a tiempo.

 

De hecho, el procedimiento para volver a licitar  y 'salvar' esta obra ya ha sido rápido. El contrato se formalizó a principios de diciembre de 2019 tras adjudicarlo por 2 millones de euros, cuando salía a concurso por 2,3 millones. Se la llevó la misma empresa que ha tenido paradas las obras del Reina Sofía hasta que se ha roto también ese contrato por los retrasos. Las obras de la ciudad deportiva Lazarillo no avanzaban y se decidió optar por la misma vía. Ahora ya hay nuevo proyecto de finalización que incluye todo lo que no se ha hecho, aprobado el 30 de marzo, y un acta de replanteo aprobada al día siguiente.

 

Nueva ciudad deportiva

El proyecto se presentó en septiembre de 2018 con vistas a que estuviera listo en 2020 ó 2021, aunque ahora se va a ir a 2022. La nueva Ciudad Deportiva estará ubicada en una parcela de aproximadamente 17.000 metros cuadrados entre las piscinas municipales y el parque Lazarillo.

 

Se trata de una nueva ciudad deportiva dedicada a los deportes de rueda y a especialidades novedosas de la actividad física, que se quiere hacer en el entorno del pabellón Lazarillo. Consiste en crear nuevos equipamientos deportivos para ocho especialidades que carecen de instalaciones específicas en Salamanca. Se hará una pista de hockey patines, cubierta y con iluminación, un patinódromo, una pista roller, un rocódromo, varias pistas polideportivas y una zona de deportes de calle. A ello se sumará un módulo indoor de 400 metros caudrados anexo al actual pabellón para la práctica de tiro con arco, esgrima y tenis de mesa.

 

El proyecto servirá para que, al fin, el pabellón Lazarillo de Tormes tenga calefacción en sus vestuarios; y se sustituirán todos los tableros de baloncesto. Estas dos actuaciones son urgentes y necesarias y serán las primeras que se acometan. Incluirá un módulo anexo al pabellón de más de 400 metros cuadrados para la práctica de deportes como esgrima, tenis de mesa o tiro con arco.

 

Sobre el campo de fútbol exterior, actualmente con superficie de tierra y prácticamente en desuso, se levantará una cubierta para facilitar la práctica de más modalidades deportivas a modo de segundo pabellón, como es el hockey, además de estudiarse pistas para patinaje y trial en el futuro. De esta forma se atiende la necesidad de modalidades deportivas emergentes que cuentan con una demanda creciente y que actualmente no disponen de lugares adaptados para su práctica