El Ayuntamiento aprueba la jubilación anticipada de agentes de la Policía Local y se enfrenta a un problema de plantilla

Dos miembros de Policía Municipal. TRIBUNA

El pleno aprueba de manera unánime y conjunta una moción del PSOE para aplicar la jubilación de los agentes a los 60 años, pendiente desde julio de 2017 a la espera del Gobierno central. En total, 29 agentes y siete mandos se retirarían, lo que mermará de manera importante la plantilla.

El Ayuntamiento de Salamanca aplicará la jubilación de los policías locales a los 60 años, una medida que está pendiente desde hace meses y que genera una nueva necesidad de personal en el cuerpo. Si se aplica esta medida, 29 agentes y siete mandos tendrían derecho a jubilarse de manera anticipada con lo que, nada más terminada una promoción de puestos (15 de nuevo ingreso y cinco de movilidad) habría que impulsar más incorporaciones y ascensos a la escala de mandos.

 

El pleno lo ha decidido así al aprobar de manera unánime una moción del PSOE que insta al Gobierno a que acelere la aplicación de la normativa. Ya existe un decreto nacional que tenía que haber sido aprobado en julio de 2017 y del que nada se ha vuelto a saber. La moción la han aprobado todos los grupos con lo que se espera que tenga efecto para los 20.000 agentes de las policías locales de todo el país. El cuerpo tiene actualmente 250 agentes en Salamanca y ha sufrido las limitaciones para reponer personal.

 

La jubilación anticipada la pagan los propios agentes de sus cotizaciones y pensiones, y al aplicarse le puede generar un problema de personal al cuerpo en Salamanca. Desde el año pasado se sabe que 29 agentes y siete mandos se pueden acoger a la jubilación, lo que puede dejar en cuadro la estructura local. Al menos, ya se ha terminado la oposición para incorporar a quince agentes más, aunque es probable que haya que repetir promociones con un número elevado de plazas para compensar la pérdida de agentes.